Cuerpo

¡y no te habías dado ni cuenta!

5 cosas que haces a partir de las 5 de la tarde y que te hacen engordar

Son gestos cotidianos y seguro que más de uno lo haces pensando que así engordas menos... pero no.

Por Sonia Murillo | 25 de marzo de 2019, 16:50

Recurrir a un refresco light

Las horas centrales de la tarde son las más críticas para acabar liándola con la alimentación. Es cuando empezamos a notar el cansancio, se nos cierran los ojos y la fuerza de voluntad ya flaquea. Así que, lo más normal es que acabemos asaltando la máquina de vending de la oficina o la nevera, si ya has llegado a casa. Para espabilarnos, puede que cojamos un refresco, que siempre da un buen subidón, y como no queremos engordar lo cogemos light o zero. Y ahí está el mayor error de todos.

 

El cerebro está preparado para pedirnos dulce porque lo asocia a un chute de energía, pero como esos refrescos en realidad no tienen azúcar, solo lo parece, el cerebro sabe que le hemos engañado así que vuelve a provocarnos hambre para que le demos esa energía que le falta. Consecuencia: terminamos por comer cualquier cosa insana que tengamos a mano. Con lo cual, además del refresco, que siempre va a ser una mala elección, estamos añadiendo otros productos que no van a ser los más recomendables. Cuando te entre ese bajón, mejor toma un café o un té, una fruta, frutos secos o una onza de chocolate con, al menos, un 70% de cacao.

1 / 9

No merendar

Hacer 5 comidas al día no es obligatorio para llevar una dieta saludable, puedes hacerlo solo cuando te apetezca pero si sueles llegar a la hora de la cena con bastante hambre y luego comes por 3 o 4, es mejor que no te saltes la merienda aunque en ese momento no tengas demasiadas ganas. Es preferible tomar un snack saludable y luego cenar cantidades razonables de comida.

 

 

2 / 9

La merienda ideal

¿Y qué puedes tomar? Un yogur natural sin azucarar, frutos secos, fruta, edamame... tenemos 30 ideas de meriendas saludables para que elijas tu preferida o puedas ir cambiando cada día ¡del mes!

3 / 9

Cenar más tarde de las 9

Hay un falso mito que rodea a las horas de la cena y es que hay muchas personas que piensan que la comida engorda más por la noche, sobre todo los hidratos, pero no. Lo que sí es verdad es que es mejor cenar prontito, igual que hacen en el resto de Europa. No es buena idea acostarse con tripa llena, es mejor esperar a haber hecho la digestión, así descansarás mejor y te levantarás más ligera, por eso, los expertos recomiendan cenar entre 2 y 3 horas antes de ir a dormir.

4 / 9

Y si puede ser, ligero

Si tu objetivo es perder peso o simplemente llevar un estilo de vida más saludable, haz cenas ligeras, siguiendo el famoso método del plato de Harvard. Ya sabes la mitad del plato debe estar llena de verduras, un cuarto de hidratos y otro cuarto de proteína. 

5 / 9

Cenar cereales

Todas lo hemos hecho alguna vez pensando que así íbamos a estar más sanas y a perder unos kilitos. El problema es que los cereales típicos de desayuno son puro azúcar en la mayoría de los casos así que, en vez de adelgazar, estamos tomando un producto que no nos provoca otra cosa que más hambre un rato después. Apuesta por una cena a base de verduras, frutas, pollo o pescado a la plancha... 

6 / 9

La alternativa saludable

Y si lo que nos gusta es el gesto del bol con la leche y la cuchara, siempre podremos recurrir a un porridge de avena. Solo tienes que poner a calentar tu leche favorita (puede ser de vaca o vegetal sin azucarar) con un puñado de copos de avena suaves. Para darle un toque diferente, añade un plátano o unas fresas troceadas y canela, cacao puro en polvo, coco rallado...

7 / 9

Dormir poco

La cantinela de que hay que dormir entre 7 y 9 horas al día nos la sabemos todas de memoria pero, ¿cuántas la aplicamos? Pues seguro que si te decimos que dormir poco engorda, quizá empieces a acostarte antes. Investigadores de la Universidad de Michigan descubrieron que una persona puede llegar a perder casi siete kilos en un año si empieza a dormir una hora más cada día.

 

8 / 9

¿Por qué hay que dormir tanto?

El sueño regula procesos hormonales necesarios para prevenir el sobrepeso y la falta de él, puede alterar el metabolismo lo que va a hacer que comamos peor. ¡Es una pescadilla que se muerde la cola! Si te cuesta conciliar el sueño, echa un vistazo a este trucazo para dormirse rápido en 60 segundos. ¡Funciona de verdad!

9 / 9

Las 5 de la tarde es la hora crítica. En algunas personas puede empezar un poco antes, en otras un poco después, pero es más o menos a partir de ese momento cuando nos empieza a entrar un hambre atroz y comienzan a desencadenarse una serie de malos hábitos y decisiones poco acertadas. Todas ellas son las que nos hacen engordar más de la cuenta o que, al menos, frenan la pérdida de peso que estábamos logrando durante el resto del día. ¿Cuáles son esas cosas que hacemos por las tardes y que nos hacen engordar?

Lo que hacemos por la tarde y que nos hace engordar

  • Tomar refrescos light. A partir de las 5, el cansancio ya es evidente y a veces, para conseguir esa energía que nos falta, recurrimos a los refrescos ya que los asociamos al subidón que nos dan las ingentes cantidades de azúcar que tienen. ¿Pero qué pasa cuando tomamos uno light? Cuando no queremos engordar recurrimos a ellos y pensamos que es como si nada. Pero tienen un efecto 'rebote' importante. El cerebro sabe que le hemos engañado, le hemos hecho creer que le íbamos a dar azúcar y como no lo hemos hecho, ¿cómo responde él? Pues generando más hambre así que como consecuencia vamos a comer más. Un despropósito en toda regla.
  • No merendar. Si llegas a la hora de la cena muerta de hambre, ¿te vas a conformar con unas verduritas a la plancha? Probablemente eso no vaya a saciarte así que comerás mal y mucho. Mejor merienda y así, esas verduritas, te sabrán a gloria.
  • Cenar cereales de desayuno. La inmensa mayoría de los cereales típicos del desayuno van cargaditos de azúcar, sí hasta esos que pone que son bajos en calorías y grasas así que mejor volver a las verduritas de antes, o si nos gusta el rollo del bol, pues un porridge de avena con fruta y canela.
  • Cenar más tarde de las 9. Hay que irse a dormir con la digestión hecha para dormir mejor así que ya sabes, a cenar antes de las 9.
  • Dormir poco. Y es que dormir es fundamental para que nuestras hormonas no se alteren y acabemos con sobrepeso y para que nuestro metabolismo esté bien regulado y no nos empuje a comer peor.

Relacionados

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?