¡Anticípate a las Navidades!

Haciéndote estos tratamientos de belleza ahora, tendrás buena cara durante todo el invierno

Piel más seca de lo habitual, manchas que afean el rostro, falta de luminosidad... Ponte manos a la obra ahora con los mejores tratamientos de belleza y tu piel resplandecerá sin imperfecciones durante todo el invierno.

Actualizado a

Escrito por:

Encarna Aguado

Actualizado a

Chica tratamientos estéticos post verano y efecto mascarilla

El verano nos queda ya muy lejos, pero no los estragos que este ha dejado en nuestra piel. A la sequedad y manchas que hemos "heredado" tras las vacaciones, se les ha unido además el maskné, término con el que se ha bautizado los efectos derivados del uso "oclusivo"de la mascarilla. Sí, esos granitos, poros dilatados o irritaciones que aparecen últimamente en tu piel.

Qué podemos hacer para resetear nuestra piel

Si quieres renovar tu cutis, que se vea más fresco, luminoso e uniforme, estos son los mejores tratamientos. "Escucha" tu piel. Piensa qué es lo que te está pidiendo y cuáles son sus puntos débiles. Si inviertes ahora en unos mimos y cuidados extra, te responderá luciendo perfecta durante todo el invierno.... ¡Y más allá!

Láser para acabar con las manchas de la piel

  • KlearSkin. La tecnología láser es a día de hoy una de las mejores armas que tenemos para acabar con las manchas, según los dermatólogos. De hecho, la plataforma láser KlearSkin ha sido creada por un equipo de expertos dermatólogos para tratarlas de forma rápida y segura. Trata los diferentes tipos de manchas, tanto los lentigos solares como los melasmas, ya que emite diferentes longitudes de onda para adaptarse a cada caso. El número de sesiones varía según el tipo de mancha, pero de promedio suelen ser necesarias de 3 a 5, y el precio de cada una es a partir de 120€.
  • Láser con carbono activo. Es una de las combinaciones más efectivas para conseguir un resultado flash en una única sesión y cuesta 90€ aproximadamente. ¡Ideal de cara a Navidades! No solo aclara las manchas solares o mejora el aspecto de las pieles con brotes de acné, ya que cierra el poro, sino que es ideal en el caso de pieles maduras porque, además de unificar el tono, activa las fibras de colágeno y elastina y reafirma la piel. El tratamiento es para rostro, cuello y escote y consiste en limpiar la piel a fondo, aplicar una mascarilla de carbón activarla con láser durante 15 minutos, retirar la mascarilla, dar un masaje descongestionante y aplicar un velo de ácido hilaurónico para conseguir una piel más jugosa.

Ácido hialurónico para rehidratar la piel

Las mascarillas son nuestras grandes protectoras frente al COVID-19, pero su uso reiterado hace que se cree una pantalla sobre nuestra piel, que provoca falta de oxigenación, inhalación de CO2 y aumento de temperatura, por lo que puede derivar en problemas de rosácea, acné o dermatitis.

Para combatir esta situación se puede recurrir a las infiltraciones de ácido hialurónico, combinándola con luz infrarroja (thermo lifting) y una suave y eficaz exfoliación (water peeling). Esta es la propuesta del completo tratamiento Nlift de Neauvia, que en solo 2 sesiones consigue una transformación total de la piel al cabo de tres semanas, multiplicando la hidratación y elasticidad de esta. Su precio: 500€.

Recuerda que el ácido hialurónico permite un rejuvenecimiento global porque está especialmente indicado para tratar la pérdida de volumen y la flacidez que se experimenta con el paso del tiempo. Tenlo muy presente también en tu cosmética. Existe todo un arsenal de productos con ácido hialurónico, pero tenlo especialmente en cuenta en sérums y boosters, que están más concentrados.

Factores de crecimiento para revitalizar la piel

El objetivo de los Factores de Crecimiento Plaquetario o FCP es revertir el paso del tiempo y el deterioro que ello implica en la piel o el cabello, incluso se usa en lesiones de traumatología. ¿En qué consiste? Se extrae una muestra de sangre de la misma persona que posteriormente se centrifuga, realizándose después una separación de la parte plaquetaria y la extracción de lo que se conoce como PRP rico en factores de crecimiento, que se vuelve a aplicar en la paciente mediante microinyecciones.

A nivel estético, se incluye también en estas inyecciones vitaminas, antioxidantes y aminoácidos que mejoran aún más la calidad del cutis. La doctora Mar Lázaro, especialista en medicina estética, asegura que "otoño es el momento idóneo para hacerse un tratamiento de factores de crecimiento porque revierte el deterioro que el estrés y el uso continuo de la mascarilla puede haber ocasionado en nuestra piel. Hay una revitalización profunda del tejido y la textura de la piel mejora visiblemente en poco tiempo". El protocolo habitual es hacer tres sesiones, una cada mes. Posteriormente, se puede hacer una sesión cada seis meses como mantenimiento. Su precio: 300€ la sesión.

Luz LED y Pulsada para pieles con acné o rosácea

Partiendo de que una buena limpieza facial es importantísima en todo tipo de pieles, pero sobre todo en las grasas y las sensibles, para evitar granitos y rojeces, hay además tratamientos estéticos específicos que nos pueden ayudar a acabar con los efectos del maskné, como la luz LED azul con propiedades bactericidas y antiinflamatorias: o la Luz Pulsada Intensa, especialmente eficaz en casos de rosácea. Para quienes les dé pereza acudir a los centros de estética, hay aparatología doméstica con la que se pueden obtener resultados profesionales si se usa con constancia, como la máscaras de luz LED de Talika o Ylé Cosmetics, indicadas para pieles grasas o con problemas de cuperosis.

Radiofrecuencia para tensar la piel y frenar las arrugas

La gran mayoría de centros de belleza cuentan con esta tecnología, porque el tiempo ha demostrado que es una de las más eficaces para mejorar el aspecto de la piel. Accent, Cynosure, ThermaCool o Thermage son solo algunas de las firmas que actualizan continuamente su aparatología de radiofrecuencia, uno de los tratamientos más demandados entre mujeres de 35 y 50 años, porque es indoloro, no requiere pinchazos y no tiene efecto secundarios.

  • ¿Cómo funciona? No necesita ninguna preparación previa, se aplica un gel conductor en la zona a tratar y se desliza suavemente un manípulo durante 30 minutos aproximadamente para aumentar la temperatura de los tejidos internos. Este calor subcutáneo aumenta la producción de colágeno, estimula la circulación, moviliza y disuelve la grasa y facilita el drenaje linfático. Resultado: la piel se vuelve más flexible y resistente, por lo que se retrasa la aparición de las arrugas y disminuye la apariencia de las líneas de expresión ya existentes, como las patas de gallo.

Además, al mejorar la microcirculación, la piel se oxigena y se va viendo progresivamente más luminosa. ¿Esto se nota enseguida? Aunque después de cada sesión la apariencia de la piel se ve mejor, es al cabo de tres semanas cuando realmente se nota el cambio considerable (el tiempo que tardan las fibras de colágeno y elastina en formarse de nuevo). Se recomiendan un mínimo de 5 sesiones (al principio una a la semana o cada 10 días, y después se pueden ir espaciando). Dependiendo del centro, una sesión puede costar entre 75 y 100€, pero casi todos los centros disponen de bonos que abaratan considerablemente el precio.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?