¿Quién dijo flacidez?

Mantener la piel firme después de adelgazar se puede... si sabes cómo

Por fin estás consiguiendo perder esos kilos de más, pero ahora tienes miedo a que tu piel pierda firmeza y se vea flácida, sin tono. Que no cunda el pánico, te contamos cómo evitarlo con la mejor estrategia de belleza.

Actualizado a

Escrito por:

Encarna Aguado

Actualizado a

Chica flacidez masaje vientre
GettyImages

No nos lo podemos jugar todo a una carta. Es decir, una buena crema reafirmante aplicada día y noche seguro que será una buena ayuda, pero mucho mejor si, además, corregimos algunos hábitos diarios, recurrimos al ejercicio más adecuado (no, para reafirmar la piel no sirve cualquier actividad) y, en casos muy evidentes, nos ayudamos con los tratamientos remodeladores más eficaces. ¿Estás dispuesta a ir a por todas? Con las claves infalibles de CLARA te resultará muy sencillo. ¡Ánimo!

Pequeños cambios en tu día a día

La producción de fibras de elastina y colágeno, responsables de la firmeza de la piel, disminuyen con el paso del tiempo, lo que ocasiona flacidez. Es decir, el propio envejecimiento hace que nuestra piel no se vea tan tersa como años atrás. Pero también hay otros factores, como una pérdida de peso importante, que pueden provocar esa laxitud en los tejidos. ¿Cómo evitarlo?

  • Evita ducharte con agua muy caliente. El calor provoca flacidez. Siempre que puedas (ya sabemos que en invierno es complicado), dúchate con agua templada y altérnala con fría. Si no la soportas en todo el cuerpo, como mínimo acaba la ducha con unos chorros de agua fresquita ascendente de tobillos hasta los muslos... (y ya puestos, venga valiente, incluye glúteos y abdomen).
  • Reprímete con el sol. Ya tienes asumido que los rayos solares pueden provocar manchas y arrugas, pero también destruye las fibras de colágeno y provocan flacidez (en el rostro y en el cuerpo). Otra razón de peso para usar siempre, en cualquier época del año, fotoprotector solar
  • Sigue una dieta equilibrada. Con una dieta drástica lo único que conseguirás es que la piel no se adapte al cambio de volumen repentino y aparezca la flacidez. Por no mencionar el efecto rebote, que todavía puede provocar más distensión. Lo importante es que en tus platos no falten proteínas, porque son las que ayudan a fortalecer los tejidos y a mantener la masa muscular.
  • ¿Qué tal duermes? Dormir poco no solo favorece la acumulación de grasa, sino la degradación de las fibras de colágeno y elastina. Si tienes problemas para conciliar el sueño y dormir 7-8 horas diarias para ti es misión imposible, prueba con infusiones relajantes o recurre a la aromaterapia: rociar la almohada con un spray de lavanda puede ayudar a relajarte.
  • Se acabó la vida sedentaria. ¿De qué sirve perder peso si tu piel queda después como un acordeón? Incorpora la actividad física a tu vida para tonificar tu cuerpo. La mejor combinación contra la flacidez es el ejercicio aeróbico (si por la actual situación del COVID-19 no puedes acudir al gym, no tienes excusa, puedes andar a buen paso 1 hora o pedalear durante 45 minutos) y hacer después as tablas específicas para la zona del cuerpo que quieras reafirmar: alternar un día brazos y glúteos, por ejemplo; y otro, vientre y piernas. Hacer sentadillas es más fácil de lo que piensas y uno de los ejercicios más efectivos.
  • Diversión "reafirmante". Si el ejercicio te parece monótono y no tienes fuerza de voluntad para hacer sesiones que te parecen demasiado repetitivas, ¡baila! Te divertirás mientras tonificas tu musculatura y reafirmas tu piel. También puedes quedar con alguna amiga para hacer senderismo por terrenos con cierto desnivel. Subiendo cuestas quemarás hasta un 60% más de calorías que caminando en llano y ayuda a endurecer piernas y glúteos.

Qué ingredientes buscar en tus cremas reafirmantes (de cuerpo y cara)

No es sólo el qué, sino el cómo. Aparte de buscar cremas o lociones corporales que contengan uno o varios de los siguientes principios activos, recuerda que debes aplicarte la crema por la mañana y por la noche, con movimientos rotatorios ascendentes, para favorecer la circulación y la reafirmación de los tejidos.

  • Algas. Las algas marinas tienen minerales, como el yodo y el zinc; oligoelementos como el silicio (el rey de la firmeza) y antioxidantes.
  • Retinol y ácido hialurónico. Son dos potentes activos antiedad que intervienen en la formación del colágeno y la elastina de la piel.
  • Extractos de semillas. Soja trigo, girasol, uva... todas ellas ayudan a activar la elastina y colágeno propios de la piel.
  • Coenzima Q10. Es una molécula pro colágeno que actúa, además, contra los rayos solares, que son los responsables, en gran parte, de la aparición de las líneas de expresión y de la flacidez.
  • Rosa mosqueta. Puedes encontrar cremas corporales con este súper ingrediente o añadir unas gotas de aceite esencial de rosa mosqueta a tu loción corporal. Tiene un gran poder hidratante y regenerante de la piel.
  • Beta hidroxiácidos (BHA). Son unos componentes antioxidantes que ayudan a tersar la piel flácida y envejecida.
  • Péptidos. Son cadenas de aminoácidos que aumentan la producción de colágeno y elastina , además de aumentar el nivel de ácido hialurónico natural de la propia piel, el responsable de mantener esta bien hidratada.
  • Y no te olvides de los masajeadores. Para el cuerpo, puedes usar uno de madera (maderoterapia), que acentuará con su acción amasadora y estimuladora el efecto de las cremas; y para la cara, los famosos rodillos de jade o cuarzo. Pasándolos en vertical y en diagonal por pómulos, mentón y cuello, potenciarás el efecto reafirmante de tu cosmética.

Los mejores tratamientos reafirmantes en centros de belleza

Dependiendo del grado de flacidez, puedes recurrir a uno de estos tratamientos o, mucho mejor, combinarlos.

  • Si es leve, envoltura con arcillas. Activan la circulación venosa y linfática, y aportan firmeza a la piel, equilibrando su pH y eliminando las células muertas. El tratamiento más efectivo y popular entre celebrities e influencers es el bioslimming, basado en envolturas térmicas naturales. El efecto frío-calor y las altas concentraciones de extractos de algas, cafeína y aceites esenciales hacen que sus resultados détox y reductores sean visibles desde la primera sesión. Se recomiendan un mínimo de 3 y hay bonos de 6 por 550€.
  • Si es moderada, radiofrecuencia. Esta tecnología calienta el tejido subcutáneo y estimula la creación de nuevo colágeno, Es muy eficaz, pero son necesarias 4-5 sesiones y, aunque la piel se nota más firme tras la primera sesión, los resultados no se perciben definitivamente hasta el cabo de un mes.
  • Si es muy evidente, bodylifting. La versión corporal del Ultherapy facial, que se considera la mayor revolución tensora sin cirugía de los últimos años. Se basa en ultrasonidos microfocalizados de alta intensidad, que se aplican en una zona concreta y en una sola sesión. La piel se va notando más tersa y firme según pasa el tiempo, cuando se va generando nuevo colágeno y elastina.
  • ¿Tienes celulitis y flacidez al mismo tiempo?, infiltraciones de silicio. Las inyecciones de silicio actúan sobre las fibras deterioradas por la celulitis e hidrata y reafirma la piel. El efecto dura tres meses, por lo que se recomienda hacer posteriormente sesiones de mantenimiento.
  • ¿Te preocupa sobre todo la firmeza del vientre o los glúteos? Emsculpt o Zionic. Son dos de las tecnologías de último cuño. Emsculpt es un aparato con tecnología electromagnética que provoca 20.000 contracciones musculares en una sesión de 30 minutos en la zona elegida (glúteos o vientre). Se definen los músculos del abdomen o fortalecen y elevan los glúteos, mientras estás cómodamente tumbada en camilla. La sensación es la de un entrenamiento muy intenso y se recomienda un mínimo de 5 sesiones. En cuanto a Zionic, se lo conoce también como "la medusa reductora" por la forma del aparato. Sus “tentáculos” serían los encargados de hacer un potente masaje. Cuenta con un sistema de rotación combinado con radiofrecuencia resistiva, indicada para ejercer una acción más profunda. Con esto se provoca una triple acción: dérmica, vascular y muscular, que ayuda a remodelar y tonificar.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?