Paso a paso

Cómo limpiar el horno fácilmente con agua y bicarbonato

Esta es la forma más fácil de limpiar el horno para eliminar la grasa y la suciedad tanto del interior como de la bandeja y el cristal. ¡Comprobado!

Cómo limpiar el horno fácilmente
Rune Enstad vía Unsplash
isabel zuñiga web clara
Isabel Zúñiga

Especializada en temas de decoración, hogar, alimentación y bienestar.

Actualizado a

Desincrustar la suciedad del horno es una de las tareas más antipáticas a la hora de limpiar la cocina. Tanto, que vas posponiéndola y, cuando te quieres dar cuenta, la cantidad de grasa es tal que no hay quien pueda con ella. A continuación te cuento el método que utilizo en casa para limpiar el horno paso a paso y sin olvidar nada.

CÓMO LIMPIAR EL HORNO CON BICARBONATO SÓDICO

Prácticamente todos los trucos de limpieza caseros que puedas encontrar en Internet para limpiar el horno tienen un elemento común: el bicarbonato sódico (aquí tienes 20 usos para poner en práctica). Lo que puede variar es la preparación del producto en sí y los tiempos de aplicación.

Aunque no es un producto tóxico es importante que te protejas las manos con unos guantes. También te recomiendo que utilices mascarilla ya que al cabo de un rato el olor puede ser demasiado intenso. Por otro lado, lee siempre el manual de instrucciones del electrodoméstico antes de aplicar cualquier producto de limpieza, sea o no químico.

  • Lo que necesitas para limpiar el horno. 90 g de bicarbonato sódico (media taza) y agua tibia. Empieza por dos cucharadas y ve añadiendo según veas. La idea es quede una pasta espesa para poder aplicar en los distintos componentes.
limpiar el horno
Toa Heftiba vía Unsplash

CÓMO LIMPIAR EL HORNO POR DENTRO

Una vez tengas la pasta de bicarbonato sódico preparada ha llegado el momento de pasar a la acción. Aquí tienes el paso a paso para hacerlo con efectividad:

  • Saca la bandeja y la rejilla del horno. Limpia en seco el interior con un estropajo para retirar posibles restos de comida que pudiera haber.
  • Ayúdate de una brocha, un estropajo o papel de cocina para ir aplicándola en el interior sin tocar la resistencia, la rejilla del ventilador u otro elemento que pudiera estropearse.
  • Aunque en la primera hora ya se pueden ver sus efectos, lo ideal es dejarlo reposar alrededor de 12 horas.
  • Raspa la pasta seca con un estropajo y aclara con una bayeta insistiendo en las zonas de más difícil acceso.
  • Rocía el interior con una mezcla de vinagre y agua a partes iguales.
  • Limpia con la bayeta aclarando frecuentemente.

CÓMO LIMPIAR LA BANDEJA DE HORNO

Mientras la pasta de bicarbonato va haciendo su efecto, friega la bandeja y la rejilla con agua caliente y jabón para eliminar la suciedad menos incrustada. A continuación aplica la pasta de bicarbonato. Si necesitaras más, vuelve a repetir el proceso ¡que no quede escasa!

  • ¿Un consejo de oro? Para evitar que se llenen de grasa, cuando hornees procura no utilizar la bandeja directamente sino cubriéndola con papel sulfurizado.
Limpiar la bandeja del horno
Hannah Busing vía Unsplash

CÓMO LIMPIAR EL CRISTAL DEL HORNO

Para dejar sin rastro de grasa el cristal del horno puedes repetir la misma operación que en el interior. Pon la puerta en posición horizontal y aplica con cuidado la pasta de bicarbonato. Al estar la suciedad menos impregnada necesitarás menos tiempo para que actúe. En principio con 45 minutos es suficiente.

  • Para limpiar el exterior de la puerta del horno bastará con un paño húmedo ya que en ningún momento está en contacto con la grasa.
  • En muchos hornos es posible extraer la puerta y desmontar los cristales interiores para una limpieza completa. En cualquier caso, antes de proceder consulta las indicaciones del fabricante (muchos cuentan con sus propios canales de Youtube).

Cómo limpiar el horno con limón

Por si te interesa, hay otro método con el que podrás limpiar el horno aunque no es tan popular (personalmente aún no lo he probado). Consiste en verter el zumo de dos limones y agua en una bandeja de horno hasta llenarla ⅓ de su capacidad. A continuación hay que hornear 30 minutos a 100°. Cuando ya haya enfriado podrás retirar la grasa con ayuda de un estropajo.

En conclusión, aunque te dé pereza, si repasas el horno cada vez que lo utilices sin dejar que se enfríe del todo, conseguirás mantenerlo bastante limpio. Además, esta plantilla para limpiar tu casa te ayudará a hacer más llevaderas las tareas ayudándote a optimizar tu tiempo.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?