Maquillaje

¡Te lo contamos TODO!

Uñas permanentes, ¿de gel, porcelana o acrílicas?

¡Lee esto antes de ir a hacerte la manicura! Te explicamos TODO lo que necesitas saber sobre las uñas postizas y si deberías hacértelas de gel, de porcelana o acrílicas.

Por Magdalena Fraj 13 de mayo de 2019, 20:00

¿Quieres lucir unas uñas perfectas? ¡Nosotras también! Pero las cosas como son: la naturaleza suele ser caprichosa y no siempre nos da lo que queremos tener. Si sueñas con una manicura perfecta durante muchos días, apuesta por unas uñas de gel, porcelana o acrílicas. Te explicamos en qué se diferencia cada una de las técnicas y te contamos cuáles son las ventajas y las desventajas de cada opción. 

uñas permanentes gel porcelana acrílicas

El buen tiempo ya está aquí, así que el momento perfecto de pensar en tus uñas es AHORA. Las uñas decoradas lo están petando esta temporada. Si quieres apuntarte a la tendencia, pero te cuesta mantenerlas perfectas en casa, apuesta por unas uñas de gel, porcelana o acrílicas. Echa un vistazo a los pros y los contras de cada una de las opciones y elige la técnica que mejor se adecúe a tus necesidades. ¿Preparada?

Uñas permanentes: ventajas

  • ¿La ventaja principal? Sin duda, la de dar una buena imagen. Por fin podrás lucir unas uñas sin estrías, marcas y de la longitud que más te guste.
  • ¿Cuánto duran? Puedes olvidarte de la manicura durante tres semanas.
  • Si te muerdes las uñas, es una manera de volver a dejártelas crecer, porque te "cortarás" a la hora de llevártelas a la boca.
  • ¡El precio es cada vez más asequible!

Uñas permanentes: inconvenientes

  • Si llevas mucho tiempo usando uñas postizas, el grosor de la uña natural disminuye y las uñas podrían volverse frágiles.
  • Si se retiran mal, se pueden dañar las capas más superficiales de la uña y dejar desprotegido el dedo.
  • Alteran la cutícula y, si el proceso no se realiza correctamente, puede haber un alto riesgo de infección por hongos.
  • Pueden incluso causar​ lesiones pigmentadas.
  • Normalmente, hay que retocarlas cada dos o tres semanas.

Tipos de uñas permanentes

En este artículo hablaremos de 3 tipos de uñas postizas permanentes: las uñas acrílicas, las de porcelana y las de gel. Sigue leyendo y descubre estos tipos de manicura para elegir el que mejor se adapte a ti.

1. Uñas acrílicas

El acrílico es una combinación de un líquido especial a base de plástico y un polímero en polvo. Cuando la uña se seca, queda una capa bastante consistente y, si se coloca bien, puede durar hasta 6 meses (eso sí, tendrás que acudir a hacer rellenos cada tres semanas aproximadamente).

  • Mantenimiento. Tendrás que visitar el centro de manicura cada tres semanas para rellenar las uñas, es decir, arreglarlas desde la cutícula, pulirlas (y cambiar la decoración si te apetece). No es necesario quitarlas y comenzar desde cero.
  • Ventajas. Son una opción perfecta para las mujeres con uñas débiles, ya que son fuertes y resistentes. Son la técnica menos dañina para las uñas, ya que están sujetadas a la uña falsa y no a la natural. Se puede arreglar o alterar su formato sin quitarlas. Son fáciles de retirar.
  • Inconvenientes. Si apuestas por unas uñas acrílicas, es mejor si las llevas cortas y haces el mantenimiento a medida que crecen (si no, pueden romperse con facilidad). Tardan hasta 40 minutos en secarse totalmente.
  • Precio. Las uñas acrílicas son más caras que las de gel, pero más baratas que las de porcelana. Tendrás que pagar unos 40€ aproximadamente.

2. Uñas de porcelana

Las uñas de porcelana se elaboran a partir una mezcla de un monómero (líquido) y de un polímero (sólido) que se coloca encima de las uñas. La manicurista les va dando la forma indicada, aunque hemos de destacar que también existen uñas de porcelana prefabricadas (son más fáciles de colocar).

  • Mantenimiento. Ten en cuenta que la nueva uña crecerá a la vez que la natural, así que tendrás que retocar las uñas cada dos semanas.
  • Ventajas. Tienen un efecto más natural que las acrílicas. Su aplicación es muy fácil: se aplica un esmalte protector y se pega las uñas de porcelana a la uña natural.
  • Inconvenientes. Las extensiones pueden romperse con facilidad debido a la poca flexibilidad de este material. Parecen más artificiales que las uñas de gel.
  • Precio. Se trata de la opción más cara, 60€ de media. Pero, como siempre, el precio exacto depende del salón.

3. Uñas de gel

Son las más novedosas del sector de la manicura. Su textura es un mix entre líquido y sólido. Primero, hay que aplicar una capa de resina y someterla después a un secado con lámparas ultravioleta. Luego hay que limarlas para darles la forma deseada.

  • Mantenimiento. La manicura puede durar de media entre dos y tres semanas. En general, el tiempo que puedes permanecer con las uñas de gel lo decides tú misma, ya que puedes ir rellenándolas a medida que crece la uña natural.
  • Ventajas. Las uñas de gel tienen una apariencia mucho más natural que otros tipos de uñas postizas. Además, son una de las manicuras más flexibles en el mercado (se pueden doblar con facilidad), lo que permite aumentar la durabilidad de su efecto.
  • Inconvenientes. Son las más difíciles de retirar (quitarlas resulta más agresivo para las uñas naturales). No podemos arreglarlas en casa si surge una rotura.
  • Precio. Las uñas de gel son más baratas que las de porcelana o las acrílicas, 30€ de media.

Relacionados

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?