exótica y alegre

Guzmania: descubre cómo cuidarla fácilmente

Dale un entorno cálido y húmedo, no la riegues demasiado y proporciónale un fertilizante adecuado.

Guzmania flor
Sabine Ojeil vía Unsplash
isabel zuñiga web clara
Isabel Zúñiga

Especializada en temas de decoración, hogar, alimentación y bienestar.

Actualizado a

Original y exótica, la guzmania es una de las plantas de interior más bonitas y particulares que puedes encontrar. Además, contrariamente a lo que parece, sus cuidados son muy asequibles.

Si te gusta decorar con plantas con ella darás en el clavo, tanto por sus hojas acintadas como por su inflorescencia. ¿Quieres saber más sobre sus cuidados? Sigue leyendo y descubre los consejos de experto de Ecología verde.

¿CÓMO CUIDAR LA GUZMANIA?

Este tipo de bromelias son todo un género de plantas, ya que cuenta con más de 200 especies aceptadas. Son plantas epífitas de origen tropical, lo que quiere decir que en su medio natural crecen ancladas sobre rocas o sobre los troncos o ramas de otras plantas.

  • Hojas. Están dispuestas en forma de cinta y crecen en forma de roseta, dando forma a un pequeño depósito de agua donde se insertan.
  • Inflorescencias. Son de tonos cálidos que pueden ir del amarillo al rojizo, con un tallo central y unas vistosas brácteas.
  • Luz. Vivirá feliz en una habituación luminosa pero ten cuidado porque no resiste el sol directo.
  • Temperatura. Necesita un entorno cálido y húmedo con una temperatura entre los 15ºC y 20ºC, pero siempre alejada de corrientes de aire y fuentes artificiales de calor o frío.
Guzmania amarilla
Teona Swift vía Pexels

¿CÓMO SE RIEGA LA GUZMANIA?

En el tema del riego, la guzmania es algo sensible así que apunta bien cómo debes hacerlo.

  • Agua. Procura regarla siempre con agua que no sea del grifo y a ser posible a temperatura ambiente para evitar cambios bruscos de temperatura.
  • Hojas. Haz que el agua caiga sobre esos pequeños espacios en el nacimiento de las hojas y sobre estas, ya que la guzmania absorbe humedad por ellas.
  • Frecuencia. En los meses cálidos cada 2 o 3 días, y en los fríos 1 o 2 veces por semana. Procura además cambiar y renovar el agua del cogollo semanal o quincenalmente.
  • Pulverizar. Un mínimo de 2 o 3 veces por semana con agua sin cal y tibia.
  • Humedad. Otra opción es poner bajo la maceta un plato con guijarros y agua para proporcionar humedad sin mojar el sustrato.

¿QUÉ HACER CUANDO SE SECA LA FLOR DE LA GUZMANIA?

Las guzmanias florecen una sola vez. Cuando su ciclo vital llega a su fin, su flor empieza a secarse de forma natural.

  • ¿Cuándo cortar la flor de la guzmania? En cuanto empiece a mostrar mal aspecto, permitiéndole preparar más hijuelos. En ocasiones, una guzmania puede llegar a sobrevivir tras la poda uno o unos pocos años más.
  • Hijuelos. Si los separas con cuidado de la planta madre conservando varias raíces puedes volverlo a plantar.
  • Hojas. Retira también las hojas según se vayan estropeando.
Guzmania naranja
Teona Swift vía Pexels

¿CUÁNDO TRASPLANTAR UNA GUZMANIA?

Cuando notes que las raíces ya no caben en la maceta, ha llegado el momento de trasplantarla.

  • Necesita un sustrato y un fertilizante específicos para plantas epífitas ya que el normal podría quemar sus raíces.
  • También puedes preparar tú la mezcla formada por turba, arena gruesa y corteza o perlita, a partes iguales.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?