Trucos

Compras que valen la pena

Trucos para comprar ropa y zapatos baratos y que salgan buenos

No necesitas el armario de Sarah Jessica Parker, solo unos cuantos trucos y mucho criterio.

comprar barato y que parezca caro

Los desfiles son para nosotras solo una fuente de inspiración. Está claro que no todas nos podemos permitir un Valentino, un par de Jimmy Choo o un abrigo de Balenciaga. Pero eso no significa que vayamos a ir peor vestidas. Para eso solamente hace falta saber qué comprar, de qué forma y qué modificaciones hacer. ¿Quieres vestir como una VIP por la mitad de la mitad de lo que ella gasta? Grábate estos trucos a fuego y cómprate lo mejor y al mejor precio.

Llévatelo, pero que te lo arreglen

No siempre van a dar con tu talla exacta porque, normalmente, tendrás una intermedia entre la S o la M, entre la M o la L, entre L o XL... Por tanto, cómprate la que consideres que te quede mejor pero llévala a que te la arreglen. Parecerá que está hecho a medida y a medida significa 'lujo'. Lo mismo sucede con los botones, si ves que los de plástico que vienen de serie son muy 'baratos', cámbialos por los que más te gusten de tu merecería de barrio. Además de darle tu toque personal a la prenda, seguro que la mejoras.

Compra blanco y/o negro

Los looks monocolor en uno de estos colores o, incluso, la mezcla de ambos suelen inspirar sofisticación. Intenta evitar las tendencias y pasa de los flúor o los colores muy vibrantes en este caso. No significa que tengas que ir sobria todo el rato, sino que para actos en los que quieras parecer más elegante, esto es lo más recomendable.

Cuida los detalles

Con la experiencia que tienes en materia de shopping, seguro que sabes qué prenda va a dar de sí, a cuál le van a salir pelotillas antes o cuál se arruga con solo mirarla. Cuida los detalles también a la hora de complementar tu outfit. Añade solamente un complemento del que hayas comprado, quedará más exclusivo. Y si es color dorado (aunque no sea oro), mejor.

Cinturones, camisas por dentro y bolsos poderosos

Tres pilares imprescindibles que tienes que tener en cuenta cuando te vayas de compras. Si tienes una camisa que meter por dentro de unos vaqueros o de una falda de tubo; un cinturón que añadir a todo el conjunto y un gran shopping bag, de esos que imponen de los bonitos y grandes que son... ¡no tienes ni que ir de compras! Tienes tres pilares elegantes en casa.

Olvida las tendencias

Lo importante no es que el abrigo se lleve azul eléctrico o con bordados en las mangas. Lo que te tiene que importar es que parezca un abrigo bueno y, sobre todo, que sea atemporal. Es decir, que si tienes que gastar un poco más en algún clásico, no te vas a arrepentir. Existen abrigos entre los 100 y los 200€ que elevan cualquier look a lo más alto con solo ponerlo sobre los hombros.

Pasa de imitaciones y/o malas recreaciones

Es muy habitual encontrar looks "de pasarela" en nuestras tiendas low cost favoritas. Pero no te lo recomendamo, así como tampoco las imitaciones. Al final queda mucho mejor que lleves algo auténtico a que intentes aparentar lo que no eres con artículos que tú misma sabes que no son lo que parecen. Sé auténtica y sé tú todo el tiempo, así nunca fallarás.

Cuidado con la ropa interior

Si piensas que es invisible y que no tiene vela en este entierro, te equivocas. Un buen sujetador, de tu talla y pegado a tu pecho, no se notará por debajo de la camiseta. Queda muy mal y muy 'barato' que se marque a través del top. Los de encaje o sin costuras son una buenísima opción. Con ellos no tendrás ningún problema. Lo mismo pasa con las braguitas, si no tienen costuras o tienes que usar unas brasileñas cuando la ocasión lo requiera, es lo más recomendable.

Descubre la ropa barata que no te cansarás de ponerte por el estilazo que derrocha.

Por Carmen Santaella

Actualizado el

Relacionados

Loading...