Para chuparse los dedos

Cena de picoteo: recetas fáciles y deliciosas para triunfar

La influencer María Albero te enseña a preparar cinco recetas súper vistosas para compartir con amigos o familia. ¡Se te hará la boca agua!

Actualizado a

Escrito por:

Redacción CLARA

Actualizado a

Saboreanda recetas sencillas y deliciosas
Saboreanda

Últimamente pasamos mucho tiempo en casa y nos cuesta un poco más desconectar. Una muy buena distracción es la cocina: probar con nuevas recetas, preparar deliciosos platos... Y, ¿qué mejor manera de disfrutar la comida que compartiéndola? Hacer una cena de picoteo es la mejor opción para disfrutar a tope sin demasiada complicación.

Es importante calcular bien las raciones, empezar a preparar nuestros platos con suficiente antelación y decorar nuestra mesa súper bonita. Si quieres dejar alucinados a tus comensales (ahora mismo no pueden ser más de 6 personas, pero sigue las indicaciones sanitarias del momento), aquí te traemos 5 platos perfectos para una cena de picoteo del libro Las Recetas de SaboreandaCon las recetas de María Albero¡triunfarás SEGURO!

1 / 6
Patatas crujientes con salsa secreta

Patatas crujientes con salsa secreta

2-3 personas | 40 minutos

INGREDIENTES

  • 500 g de patatas (3 patatas medianas) | 200 g de alubias cocidas | 1 diente de ajo | 4-6 cucharadas de aceite de oliva virgen extra | Unas gotas de zumo de limón | 1 cucharadita de sal | 1 cucharadita de pimentón de la Vera dulce o picante | 50-100 ml de agua (si es necesario).

CÓMO HACER PATATAS CRUJIENTES CON SALSA SECRETA

  1. Lava las patatas. Con piel (opcional), córtalas por la mitad, colócalas con el lado plano sobre la tabla, vuélvelas a cortar por la mitad a lo largo y corta rodajas de 1 cm de ancho aproximadamente.
  2. Ponlas en un bol con dos o tres cucharadas de aceite de oliva y media cucharadita de sal. Remueve bien para que queden todas bien impregnadas.
  3. Colócalas bien repartidas sobre una bandeja de horno con papel de hornear. Precalienta el horno a 200 grados (con calor arriba y abajo, con ventilador) y cocina las patatas durante 20-25 minutos o hasta que estén doradas. Remuévelas a mitad de la cocción para que se cocinen por todos los lados por igual.
  4. Mientras las patatas se hacen en el horno, prepara la salsa:
    1. En un robot de cocina, procesador de alimentos o batidora, pon las alubias cocidas y escurridas, el ajo picado sin el germen interior (para evitar que repita), el pimentón, unas gotas de zumo de limón, una pizca de sal y dos o tres cucharadas de aceite de oliva.
    2. Tritura hasta que quede una pasta homogénea. Rectifica de sal y de pimentón, si es necesario, y vuelve a triturar.
    3. Si la textura es muy espesa, añade un poco de agua y tritura hasta conseguir la textura deseada.
    4. Reserva la salsa en un recipiente.
  5. Sirve las patatas en un plato con la salsa por encima y decóralas con un poco de pimentón
  • Puedes guardar la salsa sobrante en un recipiente hermético en la nevera y se conservará durante 4-5 días. También la puedes congelar. 
  • Esta salsa, que también se denomina «alioli saludable» o «salsa brava saludable», puede servir para acompañar diferentes preparaciones de carne y pescado, así como verduras horneadas o salteadas, e incluso para preparar deliciosos bocadillos.

¿Quieres ver más recetas saludables en las que la patata es el ingrediente principal?

1 / 6

Hummus de sabores

Hummus de sabores

3-4 personas | 20 minutos + 1-2 horas en la nevera

Para hacer estas 3 variaciones, necesitas preparar un hummus básico. Tritura 400 g de garbanzos cocidos, 1 cucharada grande de tahini, 1 ajo grande, el zumo de un limón, 1 cucharadita de comino molido, sal, aceite de oliva virgen extra y agua fría para lograr la textura que quieras.

HUMMUS DE AGUACATE CON MAÍZ Y CHILE

  1. Añade un aguacate a la receta base y tritúralo bien.
  2. Topping: 70 g de maíz dulce, copos de chile y aceite de oliva.

HUMMUS DE REMOLACHA CON QUESO FETA

  1. Añade una remolacha cocida a la receta base y tritúralo bien.
  2. Topping: 50 g de queso feta cortado a cuadritos, orégano y aceite de oliva.

HUMMUS DE ACEITUNAS CON GARBANZOS Y ACEITUNAS PICADAS

  1. Añade 10-12 aceitunas deshuesadas a la receta base y tritúralo bien.
  2. Topping: tres o cuatro aceitunas del mismo tipo, deshuesadas y troceadas, una cucharada de garbanzos cocidos, semillas de comino y aceite de oliva.
  • Las cantidades de todas estas variedades de hummus están pensadas para añadir a la mitad de la receta base del hummus clásico (unos 200 g de garbanzos) para evitar que salga demasiada cantidad. También puedes hacer la receta clásica normal y aprovechar para hacer dos tipos de hummus de una sola vez.

2 / 6

Pastel de espinacas al horno

Pastel de espinacas al horno

2-3 personas | 40 minutos

INGREDIENTES

  • 4 huevos, 200 ml de leche de vaca o bebida vegetal | 300 g de espinacas frescas | 1 pimiento verde italiano | 8 tomates cherry | 1 puñadito de pasas (30 g) | 1 puñadito de piñones (10 g) | 1 cucharada de aceite de oliva virgen extra | 1 pizca de sal | 50 g de gorgonzola o roquefort | queso de cabra o queso rallado al gusto (opcional).

CÓMO HACER PASTEL DE ESPINACAS AL HORNO

  1. En una sartén con el aceite, saltea las espinacas y el pimiento verde troceados a fuego fuerte durante 5 minutos, hasta que pierdan volumen. Mientras, hidrata las pasas en un vaso con agua caliente durante 10 minutos hasta que se ablanden un poco.
  2. Bate los huevos junto con la leche, las verduras salteadas, la sal, los piñones y las pasas escurridas.
  3. Pon la mezcla en un molde rectangular (31 × 11 cm) forrado con papel de hornear. Decora por encima con los cherries partidos por la mitad y el queso troceado.
  4. Precalienta el horno a 200 grados (con calor arriba y abajo, con ventilador) y cocina el pastel a media altura durante 15-20 minutos hasta que esté cuajado.
  5. Saca el molde del horno, espera 5 minutos a que se temple un poco y desmolda el pastel.
  • Las espinacas pueden ser congeladas o lo puedes hacer con cualquier otra verdura que te interese utilizar: acelgas, pimientos, calabacín, berenjena... Lo importante es saltear las verduras antes de añadirlas a la mezcla del huevo y la leche, porque así en el horno se cocinará mejor y no soltarán agua.
  • Sin la leche también queda bien, aunque no es tan jugoso. Quedará más como una tortilla.
  • Para adaptar el papel de hornear al molde lo mejor es humedecerlo un poco, y así coge mejor la forma.

3 / 6

Minipizza con base de calabacín

Minipizza con base de calabacín

10-12 unidades | 10 minutos

INGREDIENTES

  • 1 calabacín grande | 200 g de salsa casera de tomate (receta de la página 31) | 50-70 g de queso mozzarella rallado | 10-12 aceitunas negras | 1 puñado de rúcula | 1 pizca de sal | 2 cucharadas de orégano seco.

CÓMO HACER MINIPIZZA CON BASE DE CALABACÍN

  1. Lava bien el calabacín y, sin pelarlo, haz rodajas gruesas de 1 cm más o menos.
  2. En una bandeja para horno sobre papel de hornear coloca las rodajas de calabacín, añade una cucharada de salsa de tomate por encima, una pizca de sal, un poco de queso rallado, orégano y una aceituna negra sin hueso a rodajas.
  3. Precalienta el horno a 220 grados (con calor arriba y abajo, con ventilador) y cocina las minipizzas durante 15 minutos hasta que estén doradas y se cocine el calabacín, que debe quedar al dente.
  4. Saca la bandeja del horno y sirve las minipizzas con un poco de rúcula.
  • Las puedes tomar frías, templadas o calientes. 
  • Puedes adornarlas con unas hojas de albahaca fresca.

¿Quieres ideas de toppings saludables para tus pizzas?

4 / 6

Pan crujiente al horno con queso y ajo

Pan crujiente al horno con queso y ajo

4 personas | 35 minutos

INGREDIENTES

  • 1 hogaza de pan mediana (300 g aprox.) | 30 g de mantequilla | 60 g de queso havarti (2 lonchas) | 60 g queso gouda (2 lonchas) | 1 manojo de perejil (8-10 g) | 2 dientes de ajo | 20 ml de aceite de oliva virgen extra | 1 pizca de sal | 1 pizca de pimienta negra.

CÓMO HACER PAN CRUJIENTE AL HORNO CON QUESO Y AJO

  1. Tritura en un mortero o picadora los ingredientes de la vinagreta: mantequilla (calentada un poco en el microondas), aceite, perejil, ajo sin el germen interior (para evitar que repita), sal y pimienta negra. Reserva la vinagreta en un recipiente.
  2. En la hogaza, con un cuchillo de sierra, haz unos cortes distanciados un centímetro unos de los otros y sin llegar hasta bajo. Hazlo en una dirección y en otra para que quede una especie de «rejilla».
  3. Con la ayuda de un pincel, pinta todos los cortes del pan con la vinagreta, de forma que se impregne bien por dentro, hasta que la termines toda.
  4. Coloca el queso en cada rendija de forma que quede bien repartido e intenta intercalar los tipos de queso que tengas.
  5. Envuelve el pan con papel de aluminio y hornéalo (con calor arriba y abajo, con ventilador) a 180 grados durante 15 minutos.
  6. Pasado este tiempo, quita el papel de aluminio por la parte superior y déjalo descubierto otros 10-15 minutos para que la corteza quede crujiente.
  • Puedes adaptar esta receta a tu gusto, tanto en tipo de quesos como en tipo de pan o de aliño. 
  • Si te sobra lo puedes guardar envuelto en papel de aluminio durante 1 o 2 días. Antes de consumirlo, te recomiendo que lo vuelvas a hornear dentro del papel durante 5 minutos para que no se queme pero vuelva a estar crujiente.

5 / 6

recetas-saboreanda

Las recetas de Saboreanda

¿5 recetas te parecen pocas? En el libro Las Recetas de Saboreanda encontrarás un montón de elaboraciones deliciosas y muy resultonas. Incluye más de 80 platos igual de fáciles y deliciosos con exclusivos consejos para que te salgan de diez. ¿Cómo resistirse?

COMPRAR

6 / 6

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?