nos habla de su primer libro

Beatriz Luengo: "homenajear a estas mujeres es lo más sanador que he hecho"

La actriz, cantante y compositora reivindica en su primer libro el papel de 12 mujeres que no vieron reconocida su labor.

Por Sonia Murillo Actualizado el 07 de octubre de 2019, 12:35

beatriz luengo

Definir a Beatriz Luengo como una mujer del Renacimiento no sería del todo justo y es que, durante esa época de la Historia, como durante toda ella en general, la labor de mujeres artistas y científicas no fue reconocida. Y la de ella, aunque también es capaz de hacer muchas cosas y de hacerlas todas bien, sí que ha tenido reconocimiento: ganadora de 1 Grammy Latino y nominada hasta en 8 ocasiones, compositora de canciones para Jennifer Lopez, Shakira o Ricky Martin, también tiene numerosos discos de oro y de platino por todo el mundo...

No obstante, ha querido prestar su voz a todas esas mujeres que lucharon por un mundo mejor, que desarrollaron importantes avances en medicina, que batieron récords dificilísimos o que utilizaron su fama para hablar sobre problemas tan graves como la mutilación genital femenina. Para ello, ha escrito un libro maravilloso que es una auténtica joya. Cuenta la historia de 12 de esas mujeres, sus musas, y lo hace con el objetivo de reivindicar sus vidas y sus obras. Para ello, ha contado con la inestimable ayuda de la ilustradora Marta Waterme que ya se encargó de la portada de su último disco y con la que ha logrado una gran simbiosis.

"El libro cuenta la historia de 12 mujeres, con el objetivo de reivindicar sus vidas y sus obras."

El libro sale a la venta el 15 de octubre, aunque ya está en preventa en numerosas tiendas online (si lo encargas lo tendrás firmado por la autora), y promete inspirarnos a todas desde una perspectiva de lo más personal. Hemos hablado con ella del libro, de música, de feminismo, maternidad y solo podemos decir bien alto que Beatriz también es nuestra musa.

el despertar de las musas beatriz luengo

El despertar de las musas de Beatriz Luego (Destino), 18€

COMPRAR

¿De dónde te surge la idea de hacer este libro?

Parte de unas ganas infinitas de homenajear a estas mujeres. Las fui descubriendo de una manera casi casual e iba contando sus historias a mis amigas o a mi madre. '¿Sabes qué la mujer de Einstein desarrolló la teoría de la relatividad con él y nadie le dio su valor? El Nobel solo se lo entregaron a él... ¿Y sabes que Gala fue la musa de Dalí y él terminó su vida firmando los cuadros como Gala Dalí?' Me volví una vocera de todas ellas, una voz más que trataba de transmitir sus vidas. De repente, después de convertirme en madre y con el surgimiento de todo este movimiento de empoderamiento que estamos viviendo las mujeres, me plantee que qué bonito sería homenajear a tantas mujeres que por una situación tan injusta no han tenido el reconocimiento que merecen.

La Historia ha sido muy injusta a la hora de dar valor al trabajo de las mujeres.

Mucho. Muchísimo. Lo sigue siendo. Lo lógico es que si tu haces un trabajo, se te reconozca, que no tengas que venir peleando ese sitio sino que lo tengas porque te lo has ganado por tus capacidades y tu esfuerzo. Pero se han dado muchas situaciones desfavorecedoras para las mujeres. Por eso, en el libro voy hablando de los tipos de machismo que no son solo hombre – mujer. También hay machismo institucional, religioso, paternal, por tradición, de vasija, que es la mujer utilizada como un vientre... hay miles y millones y de niñas que a día de hoy, con 14 años sus padres las entregan a señores y se dedican a tener hijos sin nada más, por eso se dice de vasija, porque se utiliza a la mujer como un vientre.

Por este tipo de machismo paso a partir de una historia muy triste de una cosmonauta, Valentina Tereshkova, que fue la primera mujer en orbitar la Tierra. Consiguió más récords que ningún otro ser humano que hubiese orbitado anteriormente, dio más vueltas a la Tierra en tres días que nadie y sin embargo cuando volvió de su misión la obligaron a quedarse embarazada. Los rusos habían mandado animales al espacio y había sido un experimento científico, sus crías habían nacido con 6 piernas o dos cabezas, habían salido deformes. Entonces a esta pobre mujer la mandan al espacio, consigue un récord y la obligan a quedarse embarazada en una situación física muy delicada. Los astronautas tienen el cuerpo totalmente desajustado cuando bajan de sus misiones, la obligaron no solo a quedarse embarazada, claro, sino a tener un parto 9 meses después, que no se podía ni mover... solo para ver qué salía. Era parte de su contrato. A partir de Valentina hablo un poco de la mujer simplemente tratada como un vientre... Empiezo diciendo, no podemos escribir el mañana sin reescribir el ayer.

"Hablo de la mujer tratada simplemente como un vientre"

¿Qué supone para ti reivindicar todas estas figuras? ¿Es cómo hacer justicia por fin con estas mujeres?

Sí, es muy sanador. Siento que es lo más sanador que he hecho. Ahora estoy hablando contigo, te hablo de ellas, y la emoción que siento de que escribes en un medio que otras mujeres van a leer y van a saber que existen. Van a ir Google y las van a buscar... es muy emocionante. Cuando venía en el avión me senté al lado de una chica y empecé a contarle, le di mi número y por la noche me escribió. Ella todavía no tiene el libro pero hizo la búsqueda y todo eso me emociona. Pienso que es bonito que nos hermanemos, darnos poder no solamente desde nosotras mismas sino a otras mujeres. Creo que juntas, en una corriente enérgica favorable, vamos a conseguir un montón de cosas.

De toda las historias que has recogido, ¿cuál es la que te ha causado mayor impacto personal?

La más dura ha sido la de Waris Dirie. Ella fue la primera modelo negra que fue portada de la revista Vogue. Naomi Campbell siempre dice que sin ella su carrera no hubiera existido. Waris es una mujer extraordinaria, salió de África y fue a Londres, trabajó en un McDonalds y un fotógrafo la descubrió y en 6 meses era imagen de Chanel, Dior, salía en el calendario Pirelli... con 18 años fue portada de Vogue... y en el momento más álgido de su carrera, se sentó con una periodista y le dijo "mira, quiero utilizar este poder mediático para hablar de mutilación genital. Yo fui mutilada cuando tenía 5 años y quiero hablar de esto". Ahora es una las mujeres dentro de las Naciones Unidas que más ha hecho por erradicar la ablación. Dejó totalmente su carrera como modelo para enfocarse en esto. Ha conseguido que se haya prohibido en 13 países ya del mundo y sin duda yo creo que para mí, abrir la puerta a la temática de la mutilación genital ha sido tremendo. Es de las cosas más atroces que se han hecho contra las mujeres.

"Es importante darnos poder, no solamente desde nosotras mismas sino a otras mujeres"

La semana pasada hice una entrevista y la segunda pregunta del periodista fue, ¿de verdad crees que es necesario el feminismo? Yo vengo de escribir este libro, esta historia, y le digo mira, te voy a contestar solo con la puntita del iceberg: mutilación genital, ¿has oído hablar de esto? Está pasando. Hay 150 millones de mujeres en el mundo que la sufren. Es que esto es serio, es que se mueren. Ya no es solo, imagínate lo duro que es que te hayan hecho algo así... es que muchas niñas mueren por infecciones, porque se lo hacen con una navaja oxidada, la limpian en la falda, y la siguiente, y la siguiente...

Me da mucha pena leer la historia de Waris. Encima además, es un machismo desarrollado por las mujeres porque quienes hacen las mutilaciones son las mujeres, la madre y las abuelas... En su libro, Flor del Desierto, defiende a su madre porque ella siente que en realidad lo hizo por su bien. En África se dice que las mujeres que sienten placer sexual son sucias. El hombre bueno, el que te puede dar un futuro mejor, no quiere una mujer sucia. Su familia no le permitiría un matrimonio con una mujer sucia. Las madres les hacen eso a las niñas para proveerlas de un futuro mejor. Es una locura porque es como una especie de buena intención... A mi me parecía imposible que ella defendiera a su madre... Cuando leí el libro me di cuenta de que el problema era el machismo.

Tu libro se llama 'El despertar de las musas' y es evidente que las mujeres estamos despertando pero todavía quedan muchas que se resisten, que no entienden que haya que despertar de nada. ¿Qué podemos hacer para que abran los ojos?

Hoy estamos tú y yo aquí gracias a que mujeres como estas que aparecen en el libro y otras miles y millones se quejaron por no poder ir a las universidades, se quejaron por no poder abrir una cuenta en el banco, lucharon por sus derechos... Y es verdad que estamos en un punto de ver el vaso medio lleno o medio vacío. Hemos avanzado mucho pero a las mujeres de hoy en día nos toca seguir empoderándonos y seguir contando nuestras historias y luchando por las cosas que todavía no hemos conseguido.

beatriz luengo

¿Por qué crees que asusta tanto la palabra feminismo? ¿No es tan fácil como buscarla en el diccionario y comprobar que solo se trata de igualdad?

Te daría respuestas diferentes según el momento en el que me hubieras pillado en este último año. Hace como 3 meses que terminamos la maquetación del libro y una persona de mi entorno que me quiere mucho me dijo: ¿de verdad crees que te quieres meter en esta caza de brujas con el feminismo? Yo me pregunté cuál era el problema, si no estoy atacando a nadie, es darle lugar a muchas mujeres a las que la Historia no se lo ha dado. Esto viene desde el reconocimiento a alguien que no lo tuvo, no es un discurso enfadado. No es quejarme sobre nadie, es empoderarlas a ellas. Me parece que es el mejor favor que les hago. Yo le preguntaba a esta persona, ¿cuál es el problema? El feminismo es igualdad. Mi chico es de raza negra, yo no soy de raza negra y antes de estar enamorada de él ya sabía que todo el mundo merece una oportunidad. Es que me parece que la igualdad es de todos, no hace falta siquiera ser mujer para entender esto... y las personas que no lo entiendan, que no entiendan la igualdad es que simplemente no me interesan.

Hace tres meses pensaba que era algo tan lógico y fácil de entender que me costaba llegar a comprender que hubiera gente que no esté de acuerdo. Ahora que he empezado con la promoción del libro y con el universo de las redes, si bien es cierto que en un 90% mujeres escriben agradeciendo esta labor y con mensajes preciosos que me llenan de emoción y con los que por supuesto me quedo, sí que he visto un 10% de comentarios de qué pesadas con el feminismo, qué victimización tan de marketing... ¡cómo si yo solo quisiera vender libros a costa del feminismo!

Yo me reía con mi editora porque si solo quisiera vender libros haría uno sobre dietas, sobre animales o ejercicios para cuidar el cuerpo que son los que más se venden. He estudiado la carrera de bailarina, habría sido más fácil hacer un libro sobre ejercicios... Me ha parecido triste que cada vez que le queramos dar valor a lo que han hecho otras mujeres o ser voceras de nuestra realidad se diga que nos victimizamos o nos subimos a un carro para no sé qué cosa de marketing. Pero bueno, oídos sordos.

"Las personas que no entiendan la igualdad, simplemente no me interesan."

Además, tu llevas tiempo haciendo música con este mensaje...

El primer evento que hice en la Comunidad de Madrid en favor de las mujeres maltratadas fue en la época de UPA Dance, pero es que últimamente estoy en un montón de plataformas, She is the Music, Woman in Music... sobre todo dentro mi trabajo porque concretamente hay un machismo tremendo dentro del mundo de la composición. No hay productoras, no hay mezcladoras, no hay casi compositoras...

El año pasado pasado Billboard dio datos sobre el derecho de autor, 98% hombre, 2% mujeres. Dentro de la industria de la música hay mucho que hacer porque hasta las letras de las cuatro cantantes más punteras las hacen hombres. ¿Qué quiere un hombre escuchar a una mujer cantar? Me gustan mayores que no me quepa en la boca... ¿esto somos las mujeres? Arrodilladas y que no me quepa en la boca, no. Hacen falta muchas cosas, hasta más mujeres compositoras abasteciendo a las intérpretes de temáticas que realmente nos empoderen. Tenemos muchas cosas que decir.

El libro se publica dentro de nada, acabado esto, ¿tienes algún proyecto nuevo?

Sigo componiendo, eso no lo he dejado, además ahora estoy componiendo para mí y me gustaría sacar material a finales de este año o principios del que viene aunque depende un poco de la vorágine del libro. Me están viniendo cosas muy bonitas, soy madrina del Instituto Francés este año para Europa y pasado mañana tengo una charla con unas mujeres espectaculares, voceras dentro de la UE de la mujer. Me estoy involucrando mucho en temas de mujeres y me estoy dejando llevar y le estoy dando prioridad a esto. Con el libro quiero hacer firmas y encuentros porque realmente quiero la vuelta de esto, ver qué ha transmitido, qué ha inspirado. Solté esa energía en este libro y la emoción es sentirla de vuelta.

"Quiero ser una madre valiente, inspiradora, sin miedos"

¿Cómo has llevado tú el hecho de qué se espera de una mujer como madre, lo que tú querías ser y lo que podías realmente ser?

La maternidad me ha puesto en lugar completamente diferente. Yo siempre he sido una persona muy preocupada con no ofender, no decir nada que pueda dañar a otra persona. He tenido siempre mucha sensibilidad hacia el que recibe la información y me he castigado mucho por conversaciones privadas y públicas sobre si algo que he dicho no se ha entendido. Mi hijo ha venido a ubicarme en un sitio en el que ahora me pregunto todos los días la madre que quiero ser para él, una madre valiente, inspiradora, sin miedos, y en ese miedo entra el que me importe en un porcentaje bastante menor lo que la gente pueda pensar de mí.

La maternidad me ha puesto en otro lugar, ahora me atrevo mucho y no me castigo. Soy una persona que cumplió con creces sus sueños desde la adolescencia. Me preparaba y soñaba con hacer teatro y la vida me ha dado mucho más. Nació mi hijo y de repente todo cambió. Me ha quitado miedos y me ha puesto en otro sitio. La vida es más simple y los hijos te llevan a simplificar. Ahora me encuentro en el mejor momento de mi carrera en todos los sentidos.

Relacionados

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?