¿Tú también lo haces?

Este es el error nº 1 que TODOS cometemos al limpiar

Cuando descubras lo que te vamos a contar, ya no te dará tanta pereza leer la letra pequeña de los productos de limpieza...

Por Maria Guasch Actualizado el 16 de septiembre de 2019, 11:27

error limpieza numero uno

Ya habíamos aprendido que unos de los errores de limpieza más comunes (y que los expertos quieren que dejemos de cometer) es utilizar los mismos productos y bayetas para todo, así como olvidarnos de desinfectar o no limpiar jamás los utensilios de limpieza. Pero este error nos había pasado por alto...

Los peligros de limpiar a toda prisa

Según las últimas investigaciones realizadas en materia de limpieza y orden, el error número 1 que todos cometemos a la hora de limpiar (y que puede echar a perder todos nuestros esfuerzos) es este: no dejar que los productos actúen el tiempo suficiente para que funcionen de forma efectiva. Vamos que, a pesar de estar ahí dale que te pego limpiando, es como si no hubiéramos hecho nada por culpa de este descuido tan básico.

  • ¿Lees atentamente las etiquetas? La verdad es que cuando te lo dicen, tiene toda su lógica. ¿Pero cuántas personas leemos la etiqueta de los productos para saber cuánto tiempo tienen que permanecer aplicados para realizar su función? Seguro que alguna perfeccionista, rollo Monica de Friends, dirá que por supuesto que las lee y sigue las indicaciones religiosamente. Pero yo reconozco que no las miro prácticamente jamás, y siempre tiro millas para ganar tiempo.
  • ¿Respetas los tiempos de contacto? Precisamente las prisas son a menudo el origen de este error. Por no perder tiempo, la mayoría de la gente limpiamos a toda velocidad, aplicamos el producto y, rápidamente, ya estamos pasando el paño de nuevo para retirarlo. De este modo, nos saltamos tan ricamente lo que se denomina tiempo de contacto, que es la cantidad de tiempo que un producto de limpieza (un aerosol, una crema, una cera o lo que sea) debe estar en contacto con una superficie para ser efectivo y matar las bacterias, los virus y otro gérmenes. Y en consecuencia solo hacemos una limpieza superficial e inefectiva.
  • ¿Cómo puedes remediarlo? Pues más sencillo no puede ser. Solo tienes que leer atentamente la etiqueta y las instrucciones de uso, y seguirlas al pie de la letra; y muy especialmente cuando se trata de productos para desinfectar. Ten en cuenta que, además, muchos productos de limpieza pueden ser bastante tóxicos, así que si no tenemos más remedio que utilizarlos por un motivo u otro, mejor hacerlo de forma adecuada para limpiar bien (y no correr riesgos tampoco).

Relacionados

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?