El gym en tu casa

Patry Jordán

El gym en tu casa

¡Hola! Soy Patry Jordán, videoblogger, apasionada del deporte, entrenadora personal desde hace más de 18 años y, desde hace 10 años, también soy entrenadora virtual y he escrito varios libros. Tengo la suerte de que más de 2 millones de personas entrenan conmigo en Gym Virtual. Si te identificas con un estilo de vida activo y saludable, no te pierdas mi blog en CLARA.es ¡y ponte en forma desde casa! 💪

Siéntete ligera

Trucos de experta para ganar agilidad en tan solo 5 minutos

Si sientes que has perdido la agilidad y quieres volver a recuperarla, échale un vistazo a estos ejercicios. ¡Son muy fáciles y rápidos de hacer!

Patry Jordan ganar agilidad
patry jordan ejerccios perdida de peso
Patry Jordán

Entrenadora personal y creadora de contenido digital

Actualizado a

Con el tiempo y la edad vamos perdiendo agilidad, nos volvemos más torpes y eso acaba afectando a nuestro día a día. Somos más propensas a tropezar o a caernos y tenemos más dificultad para esquivar objetos. Estar ágil hace que tengamos mejor equilibrio y que podamos construir una mejor conexión del cuerpo y la mente (tener respuestas rápidas a varios estímulos). Además, entrenando la agilidad aumentamos el control sobre nuestro cuerpo y mejoramos el equilibrio, la flexibilidad y nuestra postura corporal.

Estar ágil tiene multitud de beneficios para tu cuerpo

Vamos a profundizar un poco más sobre por qué es beneficioso trabajar la agilidad:

  1. Mejora nuestra consciencia corporal. Trabajar la agilidad implica moverse por el espacio y cambiar, rápida y efectivamente, la dirección. Con ello, también mejoramos el equilibrio general, porque aumentamos la capacidad de tener el control del cuerpo manteniendo la base fuerte.
  2. Mejora la coordinación. Es decir, la capacidad de controlar y procesar varios movimientos de los músculos para que sean más rápidos y fluidos. Además, la coordinación corporal y los ejercicios de velocidad mejorarán nuestros reflejos naturales.
  3. Mejora la función cognitiva. Al trabajar equilibrio, coordinación y concentración, nuestro cerebro funciona mejor, ya que se produce una estimulación de los lóbulos.
  4. Previene lesiones. Hemos comentado anteriormente que cuanto más ágiles somos, más equilibrio tenemos y, en consecuencia, somos capaces de prevenir posibles lesiones.

La agilidad se entrena

Ahora bien, para poder mejorar la agilidad, necesitamos estabilidad, y para ello es vital fortalecer los músculos. Por eso, es importante entrenarlos haciendo ejercicios como los que te propongo en los recuadros de esta página.

Ejercicios para mejorar tu agilidad

Dibuja tres o cuatro cuadrados en el suelo (pueden ser imaginarios). Colócate en el centro, y realiza los siguientes ejercicios durante 30 segundos. Si te acostumbras a hacerlos varias veces a la semana, notarás mejoría en tu agilidad, coordinación y estabilidad. ¡Vamos!

  • Saltos con los pies juntos de lado a lado (desplazamientos laterales).
  • Saltos con los pies juntos hacia delante y hacia atrás.
  • Saltos de lado a lado (desplazamientos laterales), pero esta vez con una sola pierna. Primero con una y después con la otra.
  • Cruces. Lleva tu brazo hacia el lado contrario a la vez que cruzas la pierna por detrás del cuerpo, y después vuelve a la posición inicial.
  • Skipping. Colócate en el centro, con los pies juntos. Abre una pierna hacia la derecha y, seguidamente, abre la otra hacia la izquierda y vuelve al centro. Realízalo lo más rápido que te permita tu agilidad con ambas piernas.

Aquí te dejamos 3 sencillos ejercicios para que los pongas en práctica:

Ejercicio 1.

Agachada, realiza saltos en cuclillas (tipo rana) y con la espalda recta. Con este ejercicio, además de mejorar tu agilidad, ganarás más fuerza en las piernas.Realízalo 10 veces.

ejercicio 1

Ejercicio 2.

De pie, realiza rotaciones de cadera con la pierna flexionada en ángulo de 90 grados, hacia delante y detrás. El movimiento tiene que ser amplio y es importante que la cadera mire siempre hacia delante. Haz 15 repeticiones con cada pierna.

Ejercicio 2

Ejercicio 3.

En posición de plancha, sube la cadera formando una especie de pirámide, aguanta unos segundos arriba y vuelve a la posición inicial. Realízalo 10 veces.

Ejercicio 3

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?