Salud

Lo más natural

Remedios caseros para el dolor de garganta

Infusiones, jarabes, gárgaras, baños, caramelos… son los remedios caseros más indicados para aliviar el dolor de garganta de forma natural en casa.

remedios caseros dolor garganta mujer caramelo. Chupar un caramelo

Chupar un caramelo

Es una buena manera de mantener la garganta hidratada gracias a la saliva. Además, si los escoges de sabores como limón  y menta, saúco, menta o hierbabuena, te beneficiarás de sus propiedades balsámicas.

1 / 11

remedios caseros dolor garganta beber vaso agua. Beber con frecuencia

Beber con frecuencia

Bebe agua e infusiones tibias durante todo el día para mantener la garganta hidratada. No tienes que beber grandes cantidades sino pequeños sorbos pero frecuentes. Una garganta bien hidratada duele menos.

2 / 11

remedios caseros dolor garganta infusion. Infusiones para la garganta

Infusiones para la garganta

Una de las más efectivas es la decocción de drosera, que tiene propiedades antiinflamatprias, antisépticas y antibacterianas. Para hacerlo, hierve una cucharada de drosera por vaso de agua durante 15 minutos. Deja reposar otros 15 minutos y luego filtra. Tómatela tibia mejor que caliente, porque las bebidas muy calientes o muy frías pueden irritar más la garganta. Si les echas un chorrito de limón y una cucharadita de miel aún será más efectiva.

3 / 11

remedios caseros dolor garganta gargaras mujer lavamanos. Hacer gargarismos

Hacer gargarismos

Puedes hacerlo con agua de mar, vinagre, infusión de caléndula o de sangre de drago, que no es la sangre de un animal mítico sino de un árbol amazónico. En el caso de los dos primeros, úsalos sin rebajar. La caléndula la infusionas poniendo una cucharada por vaso de agua. Y de la sangre de drago diluye 25 gotas de su extracto en medio vaso de agua para las gárgaras.

4 / 11

remedios caseros dolor garganta jarabes gotas. Jarabes de hierbas

Jarabes de hierbas

Tanto el jarabe de llantén como el de malvavisco son recomendables para tratar el dolor de garganta. El de llantén está especialmente indicado, además, cuando este es de origen alérgico. Puedes tomar 2 o 3 cucharadas de estos jarabes al día.

5 / 11

remedios caseros dolor garganta mujer banera vapor. Sumergirte en una baño caliente

Sumergirte en una baño caliente

El vapor de la bañera te ayudará a suavizar la garganta y aliviará la congestión que puede acompañarla si el dolor tiene relación con un resfriado, gripe o alergia.

6 / 11

remedios caseros dolor garganta mujer panuelo cuello. Ponerte un pañuelo en el cuello

Ponerte un pañuelo en el cuello

Cuando te duela la garganta, cúbrete el cuello con un fular o una bufanda, dependiendo del tiempo que haga. El calor relaja la musculatura y contribuye a aliviar el dolor. Si este es muy intenso, puedes ponerte también un paño humedecido con agua caliente, para acelerar el proceso.

7 / 11

remedios caseros dolor garganta propolis. Tomar própolis

Tomar própolis

El própolis es un producto que elaboran las abejas y que es muy rico en oligoelementos, aceites esenciales y bioflavonoides, componentes que tienen propiedades balsámicas y antisépticas. Debes tomar 1 gramo de própolis cada 8 horas.

8 / 11

remedios caseros dolor garganta mujer descansar voz. Descansar la voz

Descansar la voz

Hablar, gritar, cantar… usar la voz puede agravar el dolor de garganta, sea o no su causa. Intenta estar en silencio tanto tiempo como te sea posible y notarás mejoría.

9 / 11

remedios caseros dolor garganta vaso leche miel. Un vaso leche con miel

Un vaso leche con miel

La miel ayuda a suavizar la garganta y a curar una posible infección, porque tiene propiedades antibacterianas. Además, tomarla acompañada de leche contribuye al buen descanso, que también es importante para recuperarte de un proceso infeccioso.

10 / 11

remedios caseros dolor garganta mujer cama descansar. Descansar

Descansar

Reposa tanto como puedas porque es uno de los remedios caseros más efectivos para acabar con el dolor de garganta de origen infeccioso.

11 / 11

Dolor de garganta, irritación, picor, dificultades para tragar. Si tienes cualquiera de estos síntomas y alguno más como fiebre, cansancio, etc., además de descubrir qué puede ser en este artículo, te contamos cómo aliviarlo de forma natural con remedios caseros de toda la vida.

Piensa que solo en ciertos casos muy concretos vas a necesitar antibiótico, así que si el médico no te los prescribe, este artículo te interesa mucho. Apunta todo lo que puedes hacer para acabar con el dolor de garganta de forma natural en tu casa.

Beber (básicamente agua)

Mantener la garganta hidratada es uno de los primeros alivios que puedes darle. Para ello, basta con agua a temperatura ambiente. Cualquier bebida que tomes, debe ser del tiempo o tibia, nunca muy caliente o muy fría, porque entonces contribuiría a irritar la laringe aún más.

Chupar caramelos

Al chupar un caramelo haces que se segregue saliva, por lo que también contribuyes a que la laringe esté bien hidratada. Si además son caramelos hechos a base de saúco, menta, miel… conseguirás, además, suavizar la garganta.

Hacer gargarismos

  • Con sangre de drago. No, no tienes que hacerte con uno de los dragones de Daenerys. La sangre de drago es la savia de un árbol amazónico que tiene poder calmante y desinfectante, por lo que es muy útil en estos casos. Pon unas 25 gotas de este producto en medio vaso de agua y haz gárgaras. Dependiendo de las molestias que tengas, puedes hacerlo mañana y noche o más veces al día.
  • Caléndula. Si la sangre de Drago no te ha convencido, puedes suavizar tu garganta haciendo gárgaras con una infusión de caléndula que harás hirviendo una cucharada de flores de caléndula por vaso de agua. Cuando esté tibia, cuela y haz gargarismos.
  • Otros. También se recomienda hacer gargarismos con agua de mar y con vinagre de manzana, ya que tanto uno como otro tienen propiedades antibacterianas y humectantes, que ayudan a las mucosas.

Tomar própolis

El própolis es lo que utilizan las abejas para sellar sus panales y lo elaboran a partir de sustancias resinosas y balsámicas. Destaca por su riqueza en minerales, oligoelementos, aceites esenciales y bioflavonoides.. Tiene una acción antisépticas, calmante y, además, contribuye a reforzar las mucosas. Se recomienda tomar 3 g al día divididos en tres tomas de 1 g para tratar una infección de garganta.

remedios caseros para el dolor de garganta infusion

Gotas de extracto de equinácea

La equinácea tiene una doble acción que está especialmente indicada en el dolor de garganta ya que, por un lado, estimula el sistema inmunológico, y por otro, tiene una acción desinfectante contra hongos, bacterias y virus. Para el dolor de garganta, toma de 20 a 30 gotas de extracto diluido en agua, de 2 a 3 veces al día, mínimo una semana, máximo 4.

Jarabes de hierbas

  • De llantén si el dolor es de origen alérgico. Si tu dolor de garganta es de origen alérgico, te recomendamos el jarabe de llantén. Toma una cucharada tres veces al día y notarás cómo alivia la irritación, tienes menos mucosidad y congestión y te es más fácil tragar. Además de la rinitis alérgica, también alivia la laringitis, el resfriado y problemas estomacales.
  • Jarabe de malvavisco si te cuesta tragar. El jarabe que se elabora a partir de la raíz de esta planta es ideal para ayudar a desinflamar la garganta. Tómalo entre 2 y 3 veces al día según la posología que indique el envase.

Y si además tienes tos, infusión de drosera

Es una planta antitusígena, antiinflamatoria, antiséptica, antibacteriana y antiespasmódica. Tómala en decocción, hirviendo una cucharada por vaso de agua durante 15 minutos, dejando reposar otro cuarto de hora y luego cuela. Si la tomas endulzada con miel todavía te ayudará más.

Tomar un baño caliente

Los vapores del baño contribuyen a descongestionar y a suavizar la garganta. Sumérgete en el agua a unos 37º y relájate mientras la humedad del ambiente contribuye a relajar la irritación del cuello.

Llevar pañuelos en el cuello

Además de evitar que las corrientes de aire empeoren la situación, el calor local ayuda a relajar la musculatura de la zona y alivia el dolor.

Descansar la voz

Forzar la voz puede provocar dolor de garganta. Pero, a su vez, cuando ya tienes dolor de garganta, tener que hablar mucho puede agravar la situación. En estos casos, trata de guardar silencio tanto como puedas.

Descansar

Cuando el dolor de garganta es de origen vírico o bacteriano, el descando contribuye a mejorar la situación y a restablecerte antes en todos los sentidos.

Actualizado el

Relacionados

Loading...