ladeados, tupidos, ligeros...

Flequillos XL: la solución perfecta para las que quieren crear impacto

No pienses que un flequillo XL es tupido y largo. Sí, vale, lo es, pero hay muchas versiones y no todas son iguales. Cuando las descubras no vas a saber con cuál quedarte porque son todas súper favorecedoras.

Actualizado a

Escrito por:

Sonia Murillo

Actualizado a

flequillos XL

Los flequillos largos y los tupidos son tendencia. Y no lo decimos nosotras, lo dicen las pasarelas (los hemos visto en los desfiles de Chloé, Celine o Valentino, entre otros) y lo dicen las influencers en Instagram. Quien más y quien menos ha experimentado con estos flequillos en algún momento de su vida y más durante los últimos meses cuando se han convertido en la forma más sencilla de cambiar de look sin pisar el salón de belleza.

Y es que en materia de flequillos extra grandes vale todo: desde los ladeados súper pulidos, a los abiertos ligeritos, los rectos clásicos o los escalados. Lo mejor de todo es que sea cual sea el largo de tu pelo vas a encontrar uno que te favorezca y que, además, quede bien con la forma de tu propio rostro, algo que es súper importante si no quieres arrepentirte a los dos días de haber pasado por la pelu.

1 / 9
Flequillo XL:

Flequillo XL: french style

El flequillo de Françoise Hardy es uno de los mejores ejemplos de lo que implica el chic francés. Un aire effortless, como de que cada pelo del flequillo ha acabado así colocado por pura casualidad. Este flequillo es tupido y largo porque cae casi a la altura del rabillo del ojo, de ahí que haya que llevarlo abierto. 

Imagen: @michelina2

1 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: abierto y ligero

Si tienes el pelo muy finito, hacerte un flequillo demasiado tupido puede comprometer la densidad del resto de tu melena, así que mejor optar por uno de estos flequillos. Caen a cada lado de la cara y enmarcan el rostro, pero son cómodos y fáciles de peinar. Perfecto si quieres disimular una frente ancha.

Imagen: @eylulller

2 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: despuntado

Un flequillo largo y despuntado casa a la perfección con una melena larga como esta. Nos gusta que el flequillo se abra y que se note que está bien tupido y caiga más allá de las cejas.

Imagen: @claudyamoreira

3 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: escalado

Las medias melenas son las que mejor se llevan con este tipo de flequillos que van escalados. Son más cortos en el centro, justo en el entrecejo y van creciendo en altura de forma progresiva hasta que se mimetizan con el resto de la melena. Ideal para rostros redondos porque aporta mucha verticalidad a la cara.

Imagen: @_ciaobellahair_

4 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: irregular

Las más atrevidas encontrarán en estos flequillos dentados una garantía de conseguir un look diferente y atrevido. En estos flequillos no buscamos un corte recto, sino muchos de tamaños diferentes, pero sin que se nos vaya de las manos. La gracia es que vaya haciéndose más largo en los laterales para que se integre con el resto del corte.

5 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: abierto y tupido

Los flequillos abiertos y un poco tupidos llevan varias temporada siendo los reyes de los cambios de look y es que favorecen bastante. Muchas han sido las famosas que los han llevado, Dakota Johnson es una de sus más firmes defensoras. Nos gusta mucho con melenas largas y también con lobs a la altura de los hombros. Lo mejor es que te va a quedar bien sea como sea la forma de tu rostro.

Imagen: @leighmetrovisionhair

6 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: falso ladeado

Nos ha encantado la idea que nos dieron Irina Shayk y el resto de las modelos del desfile de Valentino, la de fingir un flequillo ladeado XL. Solo hay que peinar el pelo hacia un lado y dejar que caiga sobre la frente. Ellas lo llevaban con efecto wet, pero las posibilidades son infinitas.

7 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: con onda

Este flequillo nos ha recordado mucho a los que fueron tendencia en los 90 y, la verdad, es que no nos extrañaría que volvieran a llevarse esos flequillos XL con volumen. Tienen que ser largos y rectísimos para que cuando los trabajemos con secador y un peine redondo no queden a media frente.

8 / 9

Flequillo XL:

Flequillo XL: el no flequillo

Esto no es un flequillo o quizá sí que podamos denominarlo así. Es muy largo y el escalado es ligero, pero es una muy buena forma de darle movimiento a la melena, sin necesidad de comprometer demasiados mechones a una altura que luego cuesta horrores igualar.

Imagen: @fuscadadrika

9 / 9

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?