Cuerpo

7 pasos para recuperar la ligereza

8 consejos para las piernas cansadas

Con el calor, las venas se dilatan y eso hace que sintamos que nuestras piernas no dan para más. Una sensación que se agrava si tenemos varices. Pero, ¿sabes qué? ¡Tiene solución!

Por Redacción CLARA | 15 de junio de 2019, 15:20

Ahora que llega el calor es bastante común sentir las piernas cansadas, pesadas, como si la circulación no fluyera del todo... Puede pasarte por estar muchas horas de pie o también si sufres de varices o insuficiencia venosa. En cualquier caso, debes consultar con un médico pero si no es tu caso y se debe a algo puntual, toma nota de los consejos para paliarlo que hemos elaborado con la ayuda del Dr. José María Fuentes, especialista en Angiología y Cirugía Vascular de la Clínica Mi Tres Torres.

Piernas cansadas

APLICA UN GEL CON EFECTO FRÍO

"El alivio es instantáneo y te lo puedes poner tantas veces como quieras", dice el Dr. Fuentes, especialista en Angiología y Cirugía Vascular. Estos geles, con activos refrescantes como mentol, eucalipto o alcohol, ayudan a desinflamar y facilitan la circulación gracias a que estimulan los vasos sanguíneos, produciendo una contracción muscular.

1 / 8

Piernas cansadas

DATE UN MASAJE

Puedes darte el masaje con el gel frío o con una crema para piernas cansadas que contenga activos que mejoran la circulación (romero, ginseng, ginkgo), refuerzan los capilares (vid, castaño de Indias, escina, ruscus) y drenan (cola de caballo, hiedra). Traza movimientos de abajo hacia arriba. Combina estos deslizamientos ascendentes con un "amasado" con la mano abierta, sin clavar los dedos.

2 / 8

Piernas cansadas

¿PASAS HORAS DE PIE O SENTADA?

Si pasas muchas horas de pie, balancéate ya que este movimiento de balancín potencia la contracción y relajación muscular de los gemelos y ayuda a mejorar la circulación de retorno. En cambio, si tu trabajo requiere de muchas horas sentada, usa reposapiés. Debe ser un reposapiés que permita que las rodillas queden por encima de la cadera. Esto contrarresta la pesadez de las piernas, lo mismo que dar un paseíto cada hora.

3 / 8

Piernas cansadas

LLENA TU DESPENSA DE FLAVONOIDES

Los flavonoides son compuestos presentes en los vegetales con propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Por ello, se recomienda seguir una alimentación rica en frutas y verduras. "Alcachofas, piña, arándanos, granada y frutos rojos", recomienda Ana Paula Beccari, nutricionista del Instituto de Benito. La alcachofa es diurética, la piña es drenante, los arándanos  y la granada son ricos en taninos y flavonoides, que benefician a la pared venosa. Y los frutos rojos son antiinflamatorios.

4 / 8

alimentacion prevenir cancer salero sal

La sal: lejos de la cocina y de tu dieta

La sal es sinónimo de retención de líquidos. "Hay que evitar los alimentos que la contienen en exceso como embutidos, quesos, snacks, salsa de soja, enlatados en general, hamburguesas, salchichas...", dice Beccari, porque no es solo la sal que añades tú al cocinar, sino la que ya llevan muchos alimentos que consumes. Y muchas veces, los alimentos saludables son los más salados como el pan, las legumbres de bote, algunos edulcorantes como la sacarina, la mantequilla y la margarina… Descubre los alimentos con sal oculta ¡y evita la retención de líquidos!

5 / 8

ropa de deporte pesas

Pon a tono tus músculos

Al margen de razones médicas y hormonales, "el problema de notar esa pesadez puede ser un tono muscular insuficiente", asegura Rubén Ávila, entrenador personal de Holmes Place. "El retorno venoso es pasivo y también vive de la contracción muscular, de la fuerza de nuestra musculatura", añade Ávila. "Lo mejor es realizar ejercicio físico con cargas externas", apunta el entrenador. Si no temes a las pesas es una gran noticia, pero si no te ves en el gimnasio usando las máquinas, practica yoga al final del día. Una serie de asanas que incluya algunas en las que apoyes tus piernas (separadas y juntas) en la pared te aliviará.

6 / 8

trucos para acabar con la flacidez sentadillas squats

Sentadillas para tus piernas

Ávila propone un plan de entrenamiento para hacer dos o tres días a la semana en casa. Son unos 30 o 40 minutos por sesión que buscan "estimular al máximo el tejido para provocar  cambios", explica el entrenador. Haz cada uno de estos cuatro ejercicios hasta que “no puedas más”: sentadillas, aguantando abajo unos segundos. Remo con bandas elásticas. Flexiones con las  rodillas en el suelo y el cuerpo rígido. Al final, elevaciones de cadera, tumbada, mantén la cadera levantada apretando fuerte glúteos y abdomen. Recuerda: los movimientos han de ser lentos y controlados. 

7 / 8

Piernas cansadas

¡Al agua patos!

También puedes hacer uso de la piscina, mejorará tu circulación nadar y caminar con las piernas sumergidas en el agua. Luego, dedícate un rato a estirar y flexionar los pies y las rodillas.

8 / 8

Piernas cansadas: lo que deberías hacer

Si a lo largo del día notas las piernas cansadas, esto es lo que tienes que hacer cuando llegues a casa para aliviar esa sensación de pesadez.

  • Ejercicios punta-tacón. Realizar ejercicios de punta-tacón potencia la bomba muscular, es decir, activa el conjunto de músculos de la pantorrilla para que ayuden al corazón en la circulación sanguínea.
  • Aplicar frío-calor. En la ducha, alterna agua fría y caliente. El frío tonifica y genera una vasoconstricción venosa; y el calor favorece la dilatación de las venas.
  • Piernas en alto. No va a hacer que la insuficiencia venosa mejore, pero sí que te ayudará a aliviar la pesadez de las piernas.

Y si vas a tu centro de estética o a tu fisio...

  • Vendas frías. Empapadas de una solución con rusco, mentol o alcanfor, se envuelven las piernas y se deja actuar.
  • Presoterapia. Te enfundas en un 'traje' neumático y se aplica presión de aire.
  • Masaje con hielo. El fisio utilizará cubitos envueltos.
  • Drenaje linfático manual. Elimina el exceso de líquido y activa la circulación.

Relacionados

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Clara?