Recetas de verdura y legumbres

Muy equilibrada y saciante

Ensalada de guisantes salteados con tomatitos y huevo duro

Una genial receta para incorporar a la dieta las tres raciones de legumbres recomendadas, e ideal para el tupper.

Receta de guisantes con tomatitos y huevo duro.
Ingredientes:
400 g de guisantes
200 g de tomates cereza
100 g de maíz dulce
1 cebolla morada
4 huevos de codorniz
Aceite de oliva
Sal y pimienta

Aunque de entrada no lo parezcan, los guisantes también son legumbres. Y reúnen las propiedades de estas junto con las de las verduras. Así que resultan un ingrediente ideal para completar las tres raciones semanales de legumbres que se recomiendan por regla general en una dieta equilibrada.

Y como verás en esta ensalada de guisantes salteados con tomatitos y huevo duro, no siempre se comen guisadas y calientes. También están riquísimas tan solo cocidas y combinadas con verduritas. Una receta ideal para llevársela con el tupper a todas partes, por ejemplo. O para tenerla ya hecha en la nevera y no tener que calentarse la cabeza cuando necesitas un plato rápido y saludable.

Las legumbres proporcionan energía durante horas y ayudan a prevenir la obesidad y la diabetes

Ten en cuenta que las legumbres, además de proteínas, aportan hidratos de carbono de absorción lenta, que proporcionan energía durante horas y evitan los picos de glucosa en sangre. Y por lo tanto, ayudan a prevenir la obesidad y la diabetes, aparte de contener compuestos antioxidantes que evitan varias enfermedades. Vamos, ¡un tesoro!

Cómo realizarlo paso a paso

  1. Cocer los guisantes y los huevos. Por un lado, desgrana los guisantes, lávalos y escáldalos, 2 o 3 minutos, en abundante agua hirviendo –aunque también puedes tirar de unos guisantes congelados si necesitas ganar tiempo–. Y escúrrelos y refréscalos en agua muy fría . Y por otro lado, cuece los huevos de codorniz en un cazo con agua salada, 3 o 4 minutos. Refréscalos con agua fría, pélalos y córtalos por la mitad.
  2. Preparar las verduritas. Lava los tomatitos, sécalos y córtalos por la mitad también. Pela la cebolla, pícala y sofríela, unos 7 minutos, en una sartén con 3 cucharadas de aceite.
  3. Rehogar los guisantes. Añade al conjunto los guisantes escurridos, salpimienta y saltéalos, 5 o 6 minutos. Mientras tanto, enjuaga el maíz y escúrrelo. Cuando los guisantes ya estén salteados, incopora el maíz y prosigue la cocción 1 minuto más.
  4. Montar el plato y servir. Primero, reparte la preparación en cuencos individuales, y luego añade los tomates y los huevos. Por último, rocía con unas gotas de aceite, salpimienta al gusto y sirve.

Truco Clara

Un toque mágico y delicioso

Si quieres darle un toque más sabroso, unos 2 minutos antes de que termines de saltear los guisantes, puedes añadir medio vasito de vino blanco. Lo hará más aromático y delicioso

Relacionados

Loading...