Recetas de aperitivos

Fáciles y exquisitas

Cucharillas de salmón y aguacate

Una inyección de omega 3 a base de salmón y aguacate con un look de fiesta total y un sabor sencillamente delicioso e irresistible. Un must de los aperitivos fáciles.

Receta de cucharillas de salmón y aguacate
Ingredientes:
125 gr de lomo de salmón
172 aguacate maduro pero firme
1 tomate rojo pequeño
1 limón
1 cucharadita de coñac
1 cucharadita de salsa de soja
2 cucharadas de aceite de oliva virgen
Sal y pimienta
Unas ramas de cebollino fresco

Si te gusta el salmón crudo, tienes que probar nuestras cucharillas de salmón y aguacate, uno de nuestros aperitivos preferidos. Y no solo porque juntan en una misma receta dos alimentos súper saludables cargados de omega 3 como son el salmón y el aguacate, sino porque, además de estar exquisitas, tienen un look sencillamente espectacular.

Cómo hacer cucharillas de salmón y aguacate paso a paso

  1. Cortar el salmón. Si el salmón era fresco, deberás congelarlo un par de días antes de manipularlo para matar todos los parásitos que puedan haber. Una vez descongleado, córtalo en daditos pequeños, sin rastro de piel ni espinas, sálalos, y resérvalos.
  2. Cortar el aguacate. Coge el aguacate, quítale la piel y el hueso central, córtalo en daditos pequeños como los que has hecho de salmón, y rocíalos con el zumo de limón.
  3. Cortar el tomate. Lava el tomate y córtalo del mismo modo que los dos ingredientes anteriores, y resérvalo también. Si quieres que quede más fino, puedes pelar el tomate, o bien directamente o escaldándolo unos segundos en agua hierviendo.
  4. Preparar la vinagreta. Coge el aceite de oliva virgen, la soja, el coñac, y un toque de sal y pimienta. Y bátelos todos para que queden bien emulsionados.
  5. Mezclar los ingredientes. En un bol grande, mezcla con cuidado los daditos de salmón, aguacate y tomate junto con la vinagreta, procurando que no se rompan al mezclarlos. Y déjalos reposar en la nevera durante una hora más o menos.
  6. Emplatar y servir. Pasado el tiempo de reposo, reparte la mezcla en cucharillas de cerámica (con estas cantidades da para unas cuatro cucharillas), y corónalas con cebollino picado. Si no tienes cucharillas de cerámica, lo puedes servir en unas cucharillas normales que sean bonitas, o en vasitos de chupito, por ejemplo.

Truco Clara

Si quieres un toque más éxotico...

... y no te importa que pique un poco, puedes añadirle encima un pellizco de wasabi, pasta de color verde típica de la cocina japonesa. Pero ten en cuenta que pica mucho, así que mejor no pasarse...

Y si quieres más recetas con aguacate, descúbrelas aquí.

Relacionados

Loading...