No tengo plan para fin de año...

Mis amigas van a un sitio caro y tampoco quiero quedarme en casa. Me siento muy sola, me da mucha vergüenza decir que no iré a ninguna fiesta.

no tengo plan para fin de año

No tengo plan en fin de año. Mis amigas van a un sitio caro y tampoco quiero quedarme en casa. Me siento muy sola, me da mucha vergüenza decir que no iré a ninguna fiesta. ¿Qué puedo hacer?

Puedes quedarte en el sofá de tu casa o colaborar con alguna asociación que trabaje de forma voluntaria esa noche para personas sin techo, por ejemplo. Muchas personas se sienten como tú, desesperadamente avergonzadas por no tener un plan que suene fabuloso con veinte amigos más, y encima no lo cuentan por no parecer aburridas o frikis. Pero la verdad es que ¿por qué tengo que pasármelo genial ese día?

Fin de año puede ser un buen momento de reflexión, para pensar en objetivos conseguidos y en próximos retos, para volver a valorar dónde estamos y cómo queremos seguir… Aunque esto en realidad también lo puedes hacer ahora mismo.

Fin de año se ha convertido en un “me lo tengo que pasar bien o aparentarlo”, cuando lo verdaderamente chulo es poder hacer uso de ese tiempo como queramos. Puedo disfrutar ayudando a otros, haciendo el amor con alguien, viendo una peli en mi casa, limpiando el baño… Lo que sea que haga podré disfrutarlo si me quito barreras y calendarios mentales.

Está todo en la mente y tenemos una gran capacidad para transformar el “tenemos que” en “queremos que”. Cambiando este pensamiento no importa la fecha que sea ni la situación en la que estemos, todo puede vivirse de forma amplia. Aprovecha esta situación para vivirla diferente. Si no "terribilizas" sobre ese día, si lo vieras como una noche más, ¿sería tan duro?

Actualizado el

Relacionados

Loading...