No te conformes...

¿Harta de la rutina? ¡Prueba esto!

Es normal haber caído en la rutina, pero mi consejo es que no te conformes. Toma nota de estos truquitos que te propongo a continuación y conseguirás volver a avivar la llama.

adios a la rutina ideas pareja

No te preocupes porque no estáis solos. A todas las parejas les pasa tras un cierto tiempo de relación. Los encuentros sexuales parecen un numerito coreografiado y, además, la frecuencia ha disminuido tristemente.

¿YA NO HAY DESEO?

Cuando esto sucede, aparecen las dudas: “¿Y si ya no nos deseamos?, ¿nos hemos dejado de gustar o estaremos condenados a una convivencia serena y armoniosa pero falta de pasión?”. ¡Claro que no! Si la relación está sana, si fluis bien juntos, sabéis negociar –y dentro de lo que cabe, ahí va la cosa–, solo es cuestión de reactivar el erotismo para salir de esa rutina que ya os tiene demasiado aplacados.

CAMINOS INEXPLORADOS

El contacto sexual con una persona de quien conocemos hasta el lunar más escondido, los jadeos y hasta cómo va a fruncir la cara antes de llegar al clímax, deja de ser excitante porque el cerebro busca experimentar, necesita cambios, novedades. Eso no significa que necesites un amante nuevo o experiencias extremas, pero sí que os planteéis nuevos retos sexuales para volver a ser felices en la cama.

Convierte lo cotidiano en algo extraordinario

REAVIVAD VUESTRA MEMORIA SENSORIAL

Estos retos no se refieren solo a prácticas sino a situaciones y sensaciones que despertarán vuestras memorias sensoriales y os mostrarán que todavía hay caminos intransitados. La erótica es la capacidad para contactar con el otro a través de tus cinco sentidos. Así que si quieres reactivar la memoria, le tienes que dar estímulos nuevos con todos ellos.

OLVÍDATE DE LOS TÓPICOS

Nada como comenzar un encuentro con tu pareja con un buen vino, unos cócteles, o una comida deliciosa. Pero no te decantes por la típica “sexual”, como unas fresas con chocolate. Llévate a la cama algo que a ambos os guste comer, aunque sean unos nachos con guacamole.

No le digas, por ejemplo, eso tan manido de que el postre es el sexo, no se trata de forzar la situación para provocar el encuentro sexual, sino de dejar que la cosa fluya sin clichés ni guiones preconcebidos en películas que nada tienen que ver con vosotros. Así que, por favor, guárdate la lencería picante y otros tópicos y practica la naturalidad.

rutina pareja sexo ideas

CAMBIO DE RUMBO

Digamos que se trata de cenar en la cama como si fuerais a ver una película después. Pero… apaga el televisor. Solo hablad, saboread la comida, miraos… haced que crezca vuestra complicidad. Sentid cómo vais contactando de nuevo desde lo cotidiano. Al terminar el festín culinario puede que él no haya captado todavía de qué vas. Puede que haya empezado a amodorrarse incluso. OK, no pasa nada. Acércate y dile que quieres que vea algo.

DESATA TU IMAGINACIÓN

Piensa en alguna fantasía no cumplida. En algo que hayas querido hacerle o que quieres que te vea hacer. Eso depende de tu estilo sexual, pero debe ser algo muy visual y casual. Y recuerda: cero presión, nada de “Ven, tócame”, “Quiero que…”.

Por ejemplo, si él sigue recostado en la cama, baja su cremallera y dale estímulos manuales o sexo oral o quítate las bragas y tócate, dile que solo quieres que te vea (por ahora). Tú decides. Piensa en algo que a él le encantaría verte hacer o nunca te ha visto explorar.

BONUS: 3 IDEAS PARA SORPRENDERLE

  1. Masaje de roces. Desliza tus dedos por la línea divisoria de sus testículos, desde su unión con el perineo hacia delante, y sube por el tronco de su pene apenas haciendo presión con las yemas de tus dedos. Es importante que él esté de pie o sentado.
  2. Sexo oral con un plus. Mientras tu boca trabaja, coloca los dedos pulgares en sus ingles y haz ligeros giros hacia fuera. Enviarás más sangre y por lo tanto le llegarán más sensaciones a su pene. Y si quieres un plus de morbo, hazlo frente a un espejo.
  3. Juega con tus pechos. Ponte aceite de masaje o alguna crema untuosa en el pecho delante de tu chico y recuéstate sobre él. Deja que tus pechos se deslicen y masajeen su abdomen… Pídele que coloque su pene en medio de tus senos y haz presión.

Y NO TE OLVIDES DE LA COMUNICACIÓN…

No todo es sexo, y es que la comunicación es muy importante a la hora de buscar nuevas estrategias amatorias. Tratad de poner atención más a menudo cuando habláis, compartid ideas sobre libros, vídeos, películas que habéis descubierto a solas (no necesariamente eróticas), quedaos hasta tarde viendo fotografías o hablando de vuestra historia, de a qué sitios os apetecería viajar o de cómo redecorar la casa. Es importante compartir más cosas que solo las preocupaciones por el trabajo, los hijos o las responsabilidades del hogar.

Relacionados

Loading...