Salud

Ganar salud

Cómo entrenar tu suelo pélvico para tener mejor sexo

Molestias en las relaciones sexuales, miedo a toser por si se escapa la orina... Si tu suelo pélvico está debilitado, te contamos seis maneras de recuperarlo. Ganarás salud y disfrutarás más del sexo.

entrenar suelo pelvico mejor sexo chica pelota grande

Tener un suelo pélvico debilitado no es solo cosa de la edad o algo que pasa tras dar a luz. Cualquier mujer puede tener la musculatura pélvica debilitada por diversos motivos –sobrepeso, infecciones de repetición, hacer mucho deporte de impacto, etc.–, así que cualquier edad es buena para empezar a cuidarlo.

Sal de dudas y haz nuestro test para saber si tu suelo pélvico está en forma.

Mejor vida sexual

El suelo pélvico no solo es el sostén de la vejiga, el útero y el recto, y de su fortaleza no solo depende que puedas controlar la orina o las heces, lo que te da seguridad, también influye en tu vida sexual. ¿Cómo? Apunta:

  • Más lubricación. Un suelo pélvico fortalecido aumenta la capacidad de lubricación, la elasticidad y la sensibilidad vaginal, y mejora la circulación sanguínea en las paredes vaginales.
  • Más orgasmos. La excitación se alcanza más rápidamente, facilitando que los orgasmos sean más largos e intensos.

Y por ello, te contamos cuáles son las mejores maneras de entrenarlo:

1. Ejercicios de Kegel

  • Cómo realizarlos. Consisten en contraer el esfínter anal (como si retuvieras un gas); el esfínter uretral (como si aguantaras la orina), y el vaginal (como si retuvieras un tampón). Realiza cada uno unas 10 veces y repite el ejercicio entre 3 y 4 veces al día. Puedes hacerlos de pie, sentada o tumbada.
  • A diario, pero sin pasarse. Lo más importante para alcanzar un buen resultado es la constancia, pero tampoco te obsesiones. Si los haces en exceso pueden provocar el efecto contrario. Si notas agujetas, para y descansa unos días.

2. Gimnasia abdominal hipopresiva

  • Cómo realizarla. Un especialista debe contarte qué posturas adoptar para trabajar profundamente esta musculatura en apnea, es decir, dejando salir todo el aire y contrayendo los abdominales como si aspiraras con los pulmones vacíos.
  • Mejor por la mañana. Los ejercicios hipopresivos aceleran el metabolismo. Es mejor hacerlos por la mañana porque nos ponen las pilas. En cambio, no hay que hacerlos después de comer porque pueden dificultar la digestión.
entrenar suelo pelvico mejor sexo chica pelota

3. Bolas chinas

  • Qué son. Son dos bolas unidas entre sí por un cordón. Dentro de cada bola hay otra más pequeña y pesada. Las hay de distintos tamaños y pesos para adaptarse a las necesidades de cada persona.
  • Cómo usarlas. Ponte de pie. Parece que las bolas se vayan a salir, así que inconscientemente contraerás los músculos para sujetarlas y así estarás trabajando tu suelo pélvico. Además, al chocar las bolas, producen una vibración en la pared vaginal que provoca la contracción continua de la musculatura pélvica. Llévalas puestas entre 15 y 20 minutos.
  • Doble efecto. Si realizas tu rutina diaria de ejercicios de Kegel con las bolas puestas conseguirás un doble efecto: fortalecimiento y tonificación.

4. Conos vaginales

Funcionan igual que las bolas chinas y se recomiendan más para mujeres con algún problema del suelo pélvico ya diagnosticado. Son más para tratamiento que para prevención. Normalmente los encontrarás en packs de 5 conos de distintos pesos, cada uno adecuado para una etapa distinta de la terapia de recuperación del suelo pélvico.

5. Pesas vaginales

Tienen una forma alargada, con 16,5 cm de largo y un peso de 400 g aproximadamente. Para usarla debes tumbarte en la cama con las piernas dobladas y separadas y los pies bien apoyados. Se coloca en la entrada de la vagina y se trata de contraer la musculatura pélvica para que la pesa se vaya introduciendo en la vagina. Notaremos que también se levanta ligeramente en cada contracción. El beneficio de estos dispositivos es que ayudan a que la mujer haga los ejercicios durante más tiempo.

6. Estimuladores electrónicos

Por otro lado, están los dispositivos electroestimuladores, mucho más modernos que los métodos anteriores y que lo que hacen es inducir o forzar la contracción de la musculatura del suelo pélvico al aplicar una corriente eléctrica que no es dolorosa sobre estos músculos.

Relacionados

Loading...